Después de decir una marca di un año aleatorio

No es tontería, no queda igual decir “tengo un Citroën C4 Picasso” que decir “tengo un C4 Picasso de 98”. Quizá en el 98 ni siquiera se fabricaron Picassos, pero tú has quedado estupendamente y punto.

calendario

Repite mucho eso de “ya no se hacen los coches como antes”

De esta manera, das a entender que sabes de coches antiguos, aunque realmente no sepas en que año se empezaron a inventar coches.

Palabras versátiles

Palabras como “prestaciones” o “equipamiento” también pueden ayudar mucho. Sino sabes que significan no te preocupes, cada vez que alguien comente algo sobre un coche tu simplemente tienes que añadir “si, y las prestaciones son impresionantes” o “el equipamiento deja mucho que desear”. Combínalas como quieras y quedarás como un entendido del  mundo automovilístico.

Frases recurrentes

Tesla Logo

Si estas en una conversación de coches y ves que llevas más de un minuto sin saber que decir puedes recurrir a frases como “no se por que discutís, Tesla acabará dominando el mercado español” o “los coches eléctricos dominarán el mundo“. Cada vez que se dé un silencio en la conversación aprovecha para decir alguna de estas frases.

Alguna marca de coche

logos marcas coches

Apréndete al menos dos marcas de coches y utiliza el consejo 1 para decir que un coche es mejor que otro. Por ejemplo, si alguien te habla del Seat León SC 2017 tú dices que “el Renault del 2010 es mucho mejor”. Si aciertas genial y sino, pues al menos lo has intentado.

Échale imaginación

Puedes probar suerte inventándote las características del coche en base a unos parámetros simples, por ejemplo en cuanto a los caballos del coche: Si es un coche de tamaño normal tendrá entre 90 y 130 (aproximadamente), cuanto más grande más caballos tiene y si se trata de un deportivo no baja de 200. Guárdate esos datos para cualquier conversación.

Comodines básicos

Una comodín básico para cualquier discusión es rebatir el conocimiento del “oponente”. Podemos utilizar frases como: “No tienes ni idea” o “¿Qué tonterías dices?”. Sabes que tiene más idea que tú, pero lo más importante es que no nos descubran nunca.

Asume la realidad

Cállate y escucha. Aunque te duela en el alma no poder dar tu opinión sobre un tema o no poder participar en la conversación, mejor será admitir que no tienes ni idea y que no pudes hablar de cosas que no sabes. (Este consejo solo lo recomendamos si los siete anteriores han fallado.

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta