Los robos de coche han caído un 15% en el primer trimestre de 2014, según los últimos datos que ha porporcionado el Ministerio del Interior. Sin embargo, a día de hoy todavía desaparecen 150 coches al día y claro, aunque tomes precauciones para evitar que te roben el coche, a alguien le va a tocar… y puedes ser tú.

Lo primero que ocurrirá (y te lo dice alguien que ha sufrido el robo de su querido vehículo), es llevarte una sorpresa. Acudes a por el coche al lugar donde lo habías dejado aparcado y… no está. Puede que se lo haya llevado la grúa, pero si estaba estacionado en un lugar permitido, lo más seguro es que se lo hayan llevado los amigos de lo ajeno. ¿Qué debes hacer ahora? Arval, la compañía de renting de coches del Grupo Paribas, nos  proporciona unas sencillas pautas para actuar correctamente, evitando descuidos que puedan dificultar la indemnización o recuperación del vehículo.

robo coche ventanilla rotaAntes de nada, debes saber que si tu coche lleva incorporado un detector antirrobo, la probabilidad de encontrarlo es más elevada (hay casos increíbles de recuperación, como estos Ferrari ocultos en un contenedor de barco en medio del Mediterráneo). En cualquier caso, recuerda que lo primero que debes hacer es tramitar la denuncia antes de ponerte en contacto con la central receptora de alarmas. Se trata de un paso imprescindible para iniciar el protocolo que localice el vehículo.

Si, como la gran mayoría de la población, no cuentas con este dispositivo, estos son los pasos que debes seguir después de acudir a la comisaría más cercana (acelera los trámites y evita esperas poner la denuncia por Internet):

1. Contacta con tu aseguradora

Inmediatamente después de poner el hecho en conocimiento de la policía, llama a tu seguro. Tendrás que enviarles una copia de la denuncia para que puedan abrir el parte y te informen debidamente de la cobertura de tu póliza.

Si pasados 30 días naturales no se ha localizado el coche, será declarado “oficialmente” desaparecido y podrás iniciar los trámites para obtener la indemnización. Los coches que aparecen suelen hacerlo antes de esa fecha.

2. Trámites

Pasado ese plazo, con el justificante del pago del último Impuesto Municipal de Circulación, el justificante de la baja temporal del coche, el informe de los propietarios que ha tenido el vehículo, el original de la denuncia, tu DNI y las llaves, debes acudir a las oficinas de tu aseguradora.

Una vez que tengan toda la documentación, los peritos harán una valoración para indemnizarte. En caso de no estar de acuerdo con la cuantía, puedes reclamar acudiendo al Defensor del Asegurado, un servicio gratuito dependiente de la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones, para exponer tu queja.

Si tienes la suerte de recuperar el coche después de realizar estos pasos, debes regresar a la comisaría de policía e interponer una contradenuncia, para presentarlo a la aseguradora y cerrar el expediente.

Fuente: Arval
Foto: cc Flickr Gwyn Fisher

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta