El McLaren 720S es el primer modelo de la segunda generación de Super Series. Llega para sustituir directamente al McLaren 650S, que pertenecía a la primera generación de Super Series. La historia de esta familia de modelos, con código interno P11, comenzaba en 2010 con el McLaren MP4-12C. A lo largo de estos años hemos podido ver estos modelos en versiones coupé y descapotables, así como el exclusivo McLaren 675LT.

El caso es que el McLaren 720S ya ha comenzado a producirse en la mítica planta de Woking (Inglaterra). La primera unidad, conocida como ‘Job#1’, va pintada en color Glacier White y ha posado junto a su antecesor, el McLaren 12C y toda la plantilla de la factoría. De esta manera se representaba la despedida del modelo con el que comenzó todo y que da paso a su sucesor, con código P14, y más avanzado en todos sus aspectos.

Todos los modelos de la marca de Woking han llevado monocasco de carbono desde el McLaren F1 de 1993. Pero el 720S estrena el Monocage II, que mejora su resistencia y rigidez a la vez que reduce el peso. En total se queda en solamente 1.283 kg (18 kg menos) y viene acompañado de una nueva mecánica. El motor M480T es un V8 biturbo de 4.0 litros que sustituye al anterior de 3.8 litros y que desarrolla 720 CV y 770 Nm.

Con estas cifras ha conseguido mejorar sus prestaciones considerablemente. Acelera de 0 a 100 km/h en 2,9 segundos, de 0 a 200 en 7,8 segundos y alcanza una velocidad máxima de 341 km/h. Prestaciones de superdeportivo para un modelo que ya está a la venta desde 208.600 libras. Pero el futuro de McLaren pinta muy bien y según su plan de negocio Track22, presentarán 15 nuevos modelos de aquí hasta el año 2022. Los esperamos con ganas.

Fuente – McLaren

Galería de fotos:

Ver galeria (3 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta