No todo tiene que ser eléctrico, por ahora, y eso las marcas de coches lo saben. BMW lleva tiempo preparándose para enfrentarse a los retos y cambios del futuro del automovilismo incluyendo la tecnología eDrive en varios modelos, desarrollando motores de combustión con tecnología TwinPower Turbo y produciendo baterías con pila de combustible para coches eléctricos. Sin embargo, BMW proyecto un futuro donde el coche eléctrico tendrá combustible de hidrógeno.

BMW Serie 5 GT 2015 04

Con el objetivo de incrementar su gama de motores, adaptarse a las características de cada modelo, leyes vigentes y preferencias del cliente, BMW se ha trasladado al sur de Francia durante sus jornadas de innovación para probar el motor con combustible de hidrógeno, entre otras novedades, en el circuito de Miramas.

BMW ha trabajado durante muchos años con el hidrógeno llegando a presentar en 2006 la primera berlina del mundo con motor de combustión de hidrógeno llamado Hydrogen 7. Este año, los avances han provocado que el hidrógeno no actúe como medio de combustión en el motor sino para convertir su energía en electricidad y se aproveche en motores eléctricos.

BMW Serie 5 GT 2015 09

Para probar el motor con pila de combustible de hidrógeno en un modelo, han utilizado un prototipo del BMW Serie 5 Gran Turismo que combina movilidad con espíritu deportivo, ofrece confort y es válido para viaje largos. El motor eléctrico tiene una potencia de 245 CV con electrónica funcional y una batería de alto voltaje (180 kW) que permite acumular energía.

El hidrógeno se almacena en un depósito situado en un túnel entre los ejes traseros y delanteros. Tiene la capacidad de almacenar hidrógeno en estado gaseoso a baja temperatura y a una presión de 350 bares. Las características del prototipo ofrecen una autonomía de 500 kilómetros.

Mientras que los combustibles fósiles tienen los días contados y la recarga de un coche eléctrico es todavía limitado y algo lento, un coche eléctrico con combustible de hidrógeno puede repostar al completo en apenas unos minutos. El depósito del Serie 5 GT puede llegar a llenarse en 5 minutos y el modo de repostaje es muy similar al de cualquier coche de combustión diésel o gasolina. La diferencia al repostar está en el aislamiento y almacenamiento que necesita el hidrógeno antes de su uso.

BMW Serie 5 GT 2015 06

Para la investigación y desarrollo de estos motores eléctricos con pila de combustible de hidrógeno gaseoso que se convierte en energía eléctrica y vapor de agua, BMW ha contado con la ayuda de Toyota. Esperan tener resultados satisfactorios en sus pruebas hasta 2020 para así poder empezar a crear una infraestructura adecuada de surtidores de hidrógenos en el mercado que permitan la viabilidad de este tipo de vehículos.

La marca japonesa ya tiene prevista sacar al mercado el Mirai para finales de año, un modelo con similares características al prototipo Serie 5 GT de BMW. Toyota lanzará este modelo en California por 52.262€ y en 2016 en la costa este de Estados Unidos.

Para ello, Toyota ya está presionando a las autoridades y agentes del sector para establecer y ampliar una red de estaciones de servicio con combustible de hidrógeno por todo EE. UU. La propia compañía ya ha invertido en crear estaciones entre Massachusetts y Nueva Jersey. BMW durante sus pruebas dejó ver otro prototipo del modelo i8 con combustible de hidrógeno similar al Serie 5 GT aunque todavía se desconocen más datos.

BMW i8 2015 02

Fuente: BMW
Galería de fotos:

Ver galeria (15 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta