En Cuba vi por primera vez y última hasta el momento el Cadillac Eldorado Biarritz. ¡Me quedé impresionada! Este modelo es original de 1953, un descapotable de lujo cuya producción fue limitada junto con otros modelos de la época como el Oldsmobile 98 Fiesta y el Buick Roadmaster Skylark.

A finales de los 50 el éxito del Cadillac era rotundo ya que su diseño con las aletas traseras al estilo  nave espacial gustó mucho en aquella época. Debido a su increíble lujo estaba fuera del alcance de la plebe y sólo unos pocos podían disfrutar. En 1956 se vendieron 2.150 unidades del modelo Biarritz además de otras 3.900 unidades del Seville, su hermano con carrocería coupé (cuya pronunciación americana recordaba al DeVille, utilizado para otro modelo de Cadillac.

Cadillac Eldorado Biarritz 1956 2

Cadillac Eldorado Biarritz 1956 3
Cadillac Eldorado Biarritz 1956 4

La historia cuenta que el nombre Eldorado fue un golpe de brillantez por parte de Mary-Ann Marini, la secretaria en el departamento de merchandising de Cadillac en aquel momento. Como podrás imaginar, Eldorado hace referencia tanto a El Dorado ese mitos de la ciudad perdida de oro en América del Sur, que los exploradores españoles buscaron durante cientos de años. Su apellido Biarritz fue escogido en honor a la ciudad francesa, del mismo modo que el Cadillac Seville homenajeaba a la provincia andaluza.

Cadillac equipó a Eldorado Biarritz con un poderoso motor V8 de 305 CV a 4.700 revoluciones y acoplado con una Hydra-Matic de transmisión automática de 4 velocidades. Estéticamente, la carrocería incluía una nueva parrilla con una malla más apretada. Y algo curioso para la época, las luces de posición se ubicaron en el parachoques.

Cadillac Eldorado Biarritz 1956 interior 7

Cadillac Eldorado Biarritz 1956 interior 6
Cadillac Eldorado Biarritz 1956 interior 4

El interior de este modelo clásico hace morder el polvo a coches mucho más modernos que él. En la época de los 50 el Cadillac Biarritz incluía una capota de accionamiento eléctrico, faros Autronic automáticos de luz más tenue, un reloj de tablero eléctrico, radio y ventanillas eléctricas, dirección asistida y frenos asistidos.

El Cadillac Eldorado Biarritz de 1956 que ves en estas imágenes fue recientemente restaurado de una forma impecable por una marca especialista, Baker que es múltiple ganadora en el Meadow Brook Concours d’Elegance, gracias a ellos las condiciones de este modelo son un poco mejor ahora que en el día en que su diseño se puso en marcha en la fábrica de Cadillac. Impecablemente pintado en un color Bahama azul, le han reconstruido la caja del motor, la transmisión y la dirección. También cuenta con nuevos frenos, circuitos de combustible, sistema de escape…

Este modelo clásico convertido en una fiera de lujo se ha vendido en la subasta de Auctions America el pasado 2 de abril por unos 232.000 euros, y es que este Cadillac lo merece.

Fuente: Auctions America
Galería de fotos:

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta