Todo comenzó con el estreno del potente Porsche 911 Turbo en el Salón del Automóvil de París, en el año 1974. La marca alemana presentaba una de las versiones más potente de la familia 911 cuya historia hemos repasado hace bien poco. Fue justo antes de iniciar su comercialización cuando los ingenieros de Porsche y los mismos concesionarios se dieron cuenta de que este deportivo podría conllevar diversos sustos en la carretera a sus futuros propietarios. Por esa razón decidieron lanzar un simple taller de conducción para enseñar a todo aquel que fuese a adquirir un Porsche 911 Turbo las destrezas necesarias para ponerse al volante de esta bestia.

P14_0708_a4_rgbAquel taller se celebró hace 40 años y fue el germen de la actual Porsche Sport Driving School. En esta escuela de conducción deportiva de Porsche se enseña a los alumnos a dominar cualquier condición que nos imponga el vehículo. Se pasó de un simple taller a un espectacular curso de conducción realizado en 15 países. Lo mejor de este curso es su especialización. No sólo se adaptan a tu nivel, sino que también lo hacen al nivel de dificultad que solicites.

Los cursos han evolucionado mucho durante estos 40 años. Sin embargo, según afirman los monitores y supervisores de la escuela, el espíritu siempre se ha mantenido y continúan centrándose en la seguridad, precisión y velocidad. Cierto que antes no existían las ayudas de control de estabilidad ni el sistema de frenos con ABS… y por eso en el curso se desconectan ciertos sistemas, para mostrar la naturaleza propia del Porsche, para que exista una armonía entre el coche y el conductor. De hecho, lo piden los alumnos. Quieren saber de lo que es capaz de hacer su Porsche y, tal y como asegura un ingeniero de la compañía: “no quieren solo conducir mejor y de manera más segura, también quieren entender cuándo y cómo hacen los coches lo que hacen”.

P14_0713_a5_rgbLa curiosidad inunda a los propietarios de Porsche, y es que el curso ofrece una conexión especial con el vehículo. Dejando de lado el hecho de que los conductores van muy nerviosos y sus reacciones son demasiado bruscas, la tranquilidad que ofrecen al enseñar a situarse bien al volante y entender el comportamiento del vehículo, ha hecho que la Porsche Sport Driving School perduré más de 40 años.

Te dejamos con una cronología de la evolución del curso de conducción a lo largo de estos 40 años:

  • 1974: Se crea la Porsche Sport Driving School, con un primer evento en el circuito de Hockenheim.
  • 1977: Primeros cursos internacionales (Bélgica, Francia, Austria).
  • 1986: Se añaden al programa eventos especiales de conducción para mujeres.
  • 1990: Se hacen en Austria los primeros cursos de seguridad en nieve y hielo.
  • 1996: Porsche ofrece cursos de invierno en Finlandia.
  • 2002: Se añade al programa la pista de pruebas y entrenamiento de Porsche Leipzig.
  • 2004: Lanzamiento de cursos especiales (por ejemplo, el drift “g-force”).
  • 2005: Los alumnos pueden alquilar vehículos Porsche a la Sport Driving School.
  • 2007: Se estandarizan las actividades internacionales y el nombre “Porsche Sport Driving School” se hace oficial.
  • 2010: Se ofrecen los primeros cursos específicos para coches clásicos.
  • 2012: Disponibilidad de cursos exclusivos, con instructores personales, para grupos pequeños.
  • 2014: Porsche Sport Driving School celebra su 40º aniversario.

Todos estos años de historia, se pueden resumir en los minutos que dura el siguiente vídeo:

Fuente: Porsche
Galería de fotos:

Ver galeria (7 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta