Herbie es alemán, nació en 1963 en Wolfsburg y es uno de los coches de carreras más famosos de la historia del cine. Bajo el nombre de Herbie se esconde un Volkswagen Beetle del 63. Su papel protagonista en multitud de películas de Disney a lo largo de las décadas y sus particulares habilidades le han hecho ganarse el honor de ser el Escarabajo más famoso y simpático.

La primera aparición de Herbie en la gran pantalla fue en el año 1969 con la película Ahí va ese bólido (The Love Bug), filme que lanzó al estrellato a este pequeño escarabajo de ojos saltones. Aparecía con una carrocería en color amarillo crema y tres franjas de colores rojo, blanco y azul que lo surcaban de adelante hacia atrás, con elnúmero 53 pintado en el frente, puertas y tapa del motor.

Herbie VW Beetle 1963 subasta 3

A partir de aquella película, Disney descubrió el potencial de jugar con un protagonista antropomórfico para decidió extender la saga Herbie con películas como Herbie, un volante loco (Herbie Rides Again, 1974), Herbie en el Gran Premio de Montecarlo (Herbie Goes to Monte Carlo, 1977) y Herbie, torero (Herbie Goes Bananas, 1980). En todas éstas películas el Volkswagen Beetle se ve envuelto en todo tipo de situaciones surrealistas, de las cuales sale victorioso gracias a una conducción perfecta.

El coche debe su nombre al personaje Buddy Hackett en la primera película de la saga, ya que la parte de delantera de éste pequeño vehículo le recordaba a su tío Herb, que tenía la nariz rota por practicar boxeo. El número 53 fue el elegido porque el jugador de beísbol Don Drysdale de Los Ángeles Dodgers, llevaba ese número en su uniforme.

Herbie VW Beetle 1963 subasta 4

Herbie VW Beetle 1963 subasta 6
Herbie VW Beetle 1963 subasta 4

Tras haber estado desaparecido durante décadas en un almacén de Florida se ha dado la oportunidad a algún coleccionista de hacerse con este coche auténtico coche de película. Y es que el famoso personaje de Disney (concretamente la unidad que participó en Herbie en el Gran Premio de Montecarlo), fue subastado en Nueva York el pasado 23 de noviembre por Bonhams por 79.719 euros, lo que le convierte en el segundo Volkswagen Beetle clásicos más caro del mundo… por detrás del Beetle V8 de Paul Newman.

Resulta muy llamativo el precio que ha alcanzado (muy lejos de los coches más caros de 2015), ya que el coche fue modificado por completo por la industria del cine, dado que era un coche destinado a realizar acrobacias y acciones publicitarias… y no puede ser empleado como vehículo de transporte ya que no es legal circular en carretera con él (y no pasaría ninguna prueba de cerctificación mecánica ni de humos, al menos en EE.UU). Y aunque el estado exterior es aceptable, el interior está bastante deteriorado. Pero es un mito… de ahí que no nos extrañe que, no hace demasiado, su icónica decoración ha sido utilizada para una edición especial de la tercera generación, el Volkswagen New Beetle 53 Edition.

Mira en este vídeo como era capaz de pilotar este pequeñín:

Fuente: Bonhams
Galería de fotos:

Ver galeria (10 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta