Mientras la industria del automóvil se reinventa desarrollando aspiradores de partículas de frenado para que sus modelos no contaminen tanto, las autoridades de cada país hacen lo propio. Recientemente hemos visto que la ciudad del amor y la luz, París, prohibía la circulación a los coches diésel anteriores a 1997 a los coches con motor diésel anteriores a 1997 por el centro de la capital francesa, para intentar así reducir la contaminación.

Pues bien, ahora la Federación Francesa de Vehículos de Época (FFVE), el organismo francés de la Federación Internacional de los Vehículos Antiguos (FIVA), ha confirmado que los coches históricos estarán exentos de cumplir esta nueva normativa que se pone en marcha esta misma semana, en concreto, el viernes 1 de julio.

Museo_Moto_Coches_Clasicos_Hervas_22

Los amantes de los coches clásicos pueden respirar así con tranquilidad ya que no tendrán que acatar la restricción de no discurrir por la ciudad de 8 a.m a 8 p.m de lunes a viernes. Según el FFVE, los automóviles de más de 30 años que lleven pegada la etiqueta de colección o también denominada Carta Grise de Collection podrán disfrutar del asfalto parisino en cualquier momento y hora del día.

Se quedan fuera de este privilegio los conocidos como Youngtimer, o vehículos antiguos que no llegan a los 30 años de edad o los que disponen de una Carta Grise Normale, aunque ya hay más reuniones programadas con funcionarios de París para una posible ampliación de la exención.

Museo_Moto_Coches_Clasicos_Hervas_01

“Me imagino que ocurre de manera diferente en cada ciudad”, explicó el vicepresidente de relaciones exteriores de la FIVA, Gautam Sen, quien está convencido de que estos acuerdos podrían extenderse a otras ciudades europeas. “Una vez que el acuerdo de París esté en papel, me gustaría decirle a Nueva Delhi: esto es lo que está haciendo París”, agregó el senador. Y es que en Nueva Delhi esta excepción para los coches históricos no existe.

Para poder sustentar estos argumentos con más fuerza, la FIVA acudió a las Naciones Unidas  en materia de Educación, Ciencia y Cultura para obtener así un patrocinio de la UNESCO. “La preservación de las tecnologías y know-how es parte de las actividades culturales de la UNESCO. En vista de esto, la UNESCO decidió otorgar a la FIVA su patrocinio para las actividades que se refieren a la conservación del patrimonio de la automoción”, detalló Roni Amelan, portavoz de la UNESCO.

Según Gautam Sen el patrocinio de la UNESCO no ha influido en las conversaciones con las autoridades de París, sin embargo, espera que a largo plazo “podría y debería dar lugar al reconocimiento de los vehículos históricos no solo como clásicos y también es importante establecerlos como parte de nuestra historia a día de hoy”.

Vía: Motor1Hemmings Daily

1 COMENTARIO

  1. Claro claro, los coches declarados históricos que contiminan lo mismo que otro coche igual pero con documentación ordinaria, vamos que el que quiera circular por París a pagar. Otra muestra de esta sociedad movida por el interés y el capitalismo.

Deja una respuesta