Los cubanos tienen una buena noticia para celebrar estas navidades. Después de más de medio siglo conduciendo vehículos de los años 30 y 40, por fin pueden comprar vehículos libremente, tanto nuevos como usados. La nueva importación libre de vehículos ha sido aprobada por el Consejo de Ministros de Raúl Castro hace unos días, la cual permitirá al pueblo cubano avanzar hacia la modernización y hacia un parque automovilístico que estaba y está considerado como uno de los más viejos del mundo.

En el año 1959 el régimen cubano decidió prohibir el libre mercado del automóvil. Por aquel entonces solo permitían el derecho a comprar un coche nuevo. Para la gente de a pie solo podían conducir coches estadounidenses fabricados antes de 1959, año del triunfo de la revolución liderada por Fidel Castro, mientras que para personalidades destacadas en ámbitos científicos, cultural o deportivo les entregaban siempre un modelo soviético Lada. Para más inri, los cubanos no pudieron comprar ni vender coches hasta 2011.

coches CubaEn octubre de ese año se liberalizó parcialmente en Cuba la compraventa de vehículos nuevos y usados entre particulares. ¿Y eso de parcialmente? Por aquel entonces, los cubanos tenían que presentar una carta, avalada por una entidad estatal, ante el Ministerio de Transporte para que le concedieran el permiso de adquirir un coche nuevo. Y la autorización podía tardar más de un año, con mucha suerte.

Según el diario cubano Granma, la liberación de la importación de vehículos se realizará “de manera gradual”, y el producto de las ventas permitirá la creación de un “fondo especial para el desarrollo del transporte público“, que afronta numerosas dificultades en la isla.

Esta liberación del mercado del automóvil no garantizará un crecimiento exagerado en las ventas, ya que la gran totalidad de los ciudadanos cubanos no tiene los suficientes medios para comprarse uno, sobre todo si tienen un sueldo medio de 20 dólares al mes (14 euros al cambio). Aún así no deja de ser un gran avance para los cubanos.

Vía: Autoblog
Foto: The Cuban History

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta