Existe mucha documentación sobre las primeras fases de los productos de automoción: el primer coche, la primera patente del motor realizada por Karl Benz a finales del siglo XIX, etcétera. Sin embargo, existe una extraña opacidad sobre los inicios más tempranos de la historia de la automoción. Jason Torchinsky, autor en el blog digital Jalopnik, sugiere que los orígenes pueden datar de 1479.

Según Torchinsky, un ejemplo temprano a algo parecido a un vehículo sería un pequeño automóvil hecho por un misionero de Flandes en China llamado Ferdinand Verbiest y que habría sido construido en 1672. El astrónomo y científico trabajaba en la corte del emperador Kangxi. Ademas de dedicarse a diseñar instrumentos astronómicos, Verbiest utilizaba su tiempo libre para investigar algunos de las fabricaciones chinas y construir objetos para el entretenimiento de su amo y señor.

Construyó un pequeño coche de cinco ruedas que tenía como única función su habilidad para moverse de forma autónoma. Su estructura era una simple turbina abierta movida con vapor, un recipiente lleno de agua con una boquilla apuntando a la rueda movia que se transformava en un movimiento de 90º a traves de un sistema de engranajes de tipo diferencial y de ahí se transmitía el movimiento a las ruedas.

Pero la teoría de Torchinsky, los inicios de la automoción podrían situarte dos siglos antes. Se trata de un pequeño vehículo de Gilles de Dom vendido en la ciudad de Amberes, Bélgica, en el año 1479 por 25 libras. Se conoce poco sobre este instrumento que aparece en la primera edición del periódico The Motor-Car del 1 de junio de 1901. Según el escrito, el carro era puesto en movimiento tan solo con medios mecánicos.

Ante la falta de información, es probable que el invento fuera un fraude del inventor que quería hacerse rico con la venta de la máquina a la ciudad. Lamentablemente, poco se puede descubrir de la historia de este temprano invento que se movía “sin medios humanos”.

En la época de la que data el invento, el país se encontraba en su Edad de Oro, desde 1384 hasta 1477. Este periodo supuso un gran desarrollo económico con respecto a las tecnologías y los artículos de lujo como los relojes. Es muy probable que el inventor de la máquina móvil fuese relojero.

Según Torchinsky, el relojero habría utilizado un sistema similar al engranaje de los relojes para lograr un vehículo automóvil. Al parecer, DaVinci tenía diseños de un coche propio con un mecanismo de relojería datado un año antes que el vehículo de Dom. Se desconoce si este fue construido aunque bien podría haberse producido ya que se construyó más tarde. Puedes ver una réplica de este trabajo en el siguiente vídeo:

La falta de documentación acerca de estos aparatos delimita la posibilidad de investigación acerca de los inicios de la automoción. Si bien es cierto que los diseños fueron los precursores de los vehículos que hoy circulan por nuestras calles, la automoción tiene una espinita clavada al no poder declarar con certeza quién cuál fue el brote de su creación, el concreto inicio de la automoción.

Fuente: Jalopnik

1 COMENTARIO

Deja una respuesta