El formato de las carreras de NASCAR va a cambiar en 2017. La organización define así los cambios realizados: “El nuevo formato de carreras está diseñado para enfatizar carreras y estrategias agresivas, con el objetivo de ofrecer más momentos dramáticos durante el transcurso de una carrera y de la temporada”. Para definir el nuevo formato se ha llegado a un acuerdo con los equipos, pilotos y patrocinadores.

¿Cuál es el principal cambio que va a permitir ese énfasis en carreras más agresivas? Básicamente, carreras en tres tiempos. Cada una de las fases otorga puntos a los pilotos, con las dos primeras partes recompensando a los 10 primeros y con la última parte dando puntuación a todos los corredores. La organización ha lanzado un vídeo explicativo sobre el nuevo funcionamiento.

La idea es un poco extraña y no ha levantado muchas pasiones si nos fiamos de los comentarios de webs como Jalopnik. Aun así, el concepto nace debido a que en carreras largas, los pilotos juegan sobre seguro hasta que llegan las últimas vueltas. Con el nuevo formato, se pueden conseguir puntos en varias fases de la carrera, lo que implica la deseada agresividad que menciona la organización. Si los pilotos solo se la juegan por un trozo de tarta, ofrezcamos más tarta.

Nuevo formato con consecuencias para el play-off

“Bajo el nuevo formato, las carreras tendrán tres fases, con implicaciones para el campeonato en cada una de ellas. Los 10 primeros de cada fase tendrá puntos adicionales. El ganador de las dos primeras fases recibirá 1 punto de play-off, y el ganador de la carrera recibirá 5 puntos de play-off. Cada punto de play-off se añadirá al contador de un piloto tras el reseteo de la 26ª carrera, si ese competidor llega a los play-off”.

Si estáis con dudas respecto a los play-off, simplemente es como el baloncesto. Hay una parte de la temporada que es una competición regular y una parte final con lo mejor de lo mejor. De ahí la importancia de los puntos de cada fase, que tendrán consecuencias a largo plazo para ganar esos play-off y hacerse con el campeonato. El campeón de la temporada regular recibirá 15 puntos de play-off, el segundo recibirá 10 puntos, y la escala desciende hasta el décimo puesto.

En esos play-off (o post-temporada como lo llama la organización), los puntos se resetean a 2000 y luego se suman los puntos de play-off ganados en la temporada regular. En cada carrera se eliminan los cuatro con peor puntuación (excepto si se gana la carrera, entonces se avanza). La carrera final tiene lugar en Miami con los cuatro mejores conductores. Miami es la excepción del sistema de puntos: el que gane la carrera, gana la competición.

Junto al anuncio, NASCAR ha ofrecido un FAQ que ayude a entender el nuevo formato. Queda por ver si se cumplen los objetivos de ofrecer un mayor espectáculo o si por el contrario crea más confusión. Como nota final, también empezarán a correr en más circuitos no ovalados, alejándose un poco de su tradición.

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta