Si este mismo mes McLaren presentaba el 570S, su nuevo modelo de acceso, que con sus 570 CV quedaba definido como una alternativa a los Porsche 911 Turbo S, Jaguar F-Type R, Mercedes-AMG GT S, Audi R8 V10 Plus… las versiones más potentes de los superdeportivos más “populares”. Pues bien, en el Salón de Shangai la firma fundada por Bruce Mclaren ha descendido un peldaño más con este nuevo McLaren 540C, que con un precio del entorno de los 150.000 euros estaria listo para enfrentarse a versiones más “mundanas” de esos modelos.

McLaren 540C 2015 02No hay apenas variaciones estéticas respecto al modelo que conocimos hace unas semanas (apenas cambia las llantas de aleación ligera, de 19 pulgadas delante y 20 detrás). Como él, este baby McLaren sigue las pautas estéticas que inauguró el superlativo P1 y que adoptó el MP4-12C (fue entonces cuando cambió de nombre al de McLaren 650S). Con un frontal pensado para identificar a la marca en todos sus modelos (que cuenta con diferentes canalizaciones), es la trasera la que consigue enamorar con sus aerodinámicas líneas. Hay ligeros cambios en el difusor respecto al 570S).

El 540C se ha fabricado alrededor de una estructura de fibra de carbono que la marca denomina MonoCell II, con unos paneles de carrocería de aluminio. Así logra marcar en la básculas apenas 1.311 kg en seco, dos menos que el 570S y la friolera de 150 kg menos que el Audi R8, hasta ahora el más ligero de segmento.

McLaren 540C 2015 07Su motor es el mismo que emplea el 570S, el V8 de 3.8 litros biturbo que ahora entrega, como su nombre indica, 540 CV a 7.500 rpm  y 540 Nm de par máximo, disponibles entre 3.500 y 6.500 rpm. El propulsor se asocia exclusivamente a un cambio automático de doble embrague. Cuenta con una suspensiones adaptativas que ayudarán a que el coche sea utilizable en circuito… y en el día a día. McLaren asegura que su visibilidad es mejor que la de sus modelos más radicales, si bien mantiene detalles como las puertyas de tijera que

Con este motor y su ligereza innata, el baby McLaren, la denominación que le ha llegado desde las islas británicas, sus prestaciones no tienen nada que envidiar a las de los “mayores”. Es capaz de acelerar en 0 a 100 km/h en 3,2 segundos y hasta los 200 km/h desde parado en 9,5 segundos. Su velocidad máxima es de 326 km/h.

Fuente: McLaren
Galería de fotos:

Ver galeria (8 fotos)

1 COMENTARIO

Deja una respuesta