Será en el Salón de Detroit, a principios de enero, cuando se presente en sociedad el nuevo Mercedes SLC. A pesar del cambio de nombre, se trata de una renovación del actual Mercedes SLK (ver prueba), otro de los modelos afectados por el cambio de nomenclatura que está llevando a cabo la firma de Stuttgart.

El más pequeño de los descapotables de la marca se une a los nuevos Mercedes Clase S Cabrio y Mercedes SL 2016 para renovar por completo la gama de cabrios en la firma (solo faltaría el Clase E Cabrio). Hay múltiples novedades respecto al modelo que todavía se vende, comenzando por la estética.

Mercedes-Benz SLC, R 172, 2015

Mercedes-Benz SLC, R 172, 2015
Mercedes-Benz SLC, R 172, 2015

En el exterior lo primero que llama la atención es el frontal, con nuevos paragolpes y faros, siguiendo la pauta marcada por los últimos lanzamientos de la marca. En la parte trasera nos encontramos con nuevos pilotos traseros, un paragolpes remozado y unos escapes rediseñados completan unos cambios que vienen acompañados de un nuevo techo rígido retráctil, uno de los símbolos de este modelo, que ahora se puede abrirse o cerrarse hasta los 40 km/h.

En el interior los cambios son más discretos. En el cuadro de relojes aparece una pantalla de 4,5 pulgadas entre ambos, mientras que el equipo multimedia Audio 20 se sirve de una pantalla de 7 pulgadas. No falta un volante deportivo, con la base achatada y la marca nos cuenta que han empleado mejores materiales. El nuevo equipo multimedia opcional, Comand Online, también en una pantalla de 7 pulgadas, mejora las prestaciones con funciones como navegador, conexión a Internet, reproductor de DVD, control por voz, llamada de emergencia y puertos USB y SD.

Mercedes-Benz SLC, R 172, 2015

Donde sí hay un salto de gigante, quizás el apartado que más empareja al SLC con la Clase C, es en el apartado de equipamiento y tecnología, El Mercedes SLC 2106 equipa de serie el sistema de prevención de colisiones. Son opcionales elementos como los faros LED inteligentes con iluminación adaptativa y luces cortas-largas automáticas, el reconocimiento de señales de tráfico o la cámara de aparcamiento trasera. El nuevo techo retráctil también tiene una función para dejar un mejor acceso al maletero cuando se equipa el opcional o el acceso y arranque sin llave, con el mismo funcionamiento que en el Mercedes SL 2016.

Mercedes-Benz SLC, R 172, 2015

La gama mecánica quedará compuesta por cuatro motores de gasolina y uno diésel. El de gasóleo será el SLC 250 d de cuatro cilindros y 204 CV que anuncia un consumo medio de 4,4 l/100 km (como el SLK 250 CDI que probamos). La gama gasolina tiene tres motores de cuatro cilindros. Arranca con el nuevo SLC 180, un 1,6 litros que rinde 156 CV que será el de acceso a la gama. Por encima se sitúa la variante de 2 litros de cilindrada con dos niveles de potencia  el SLC 200  con 184 CV y el SLC 300 con 245 CV. los SLC equiparán de serie la caja de cambios 9G-Tronic… salvo los SLC 180 y SL C200 que vienen de serie con cambio manual de 6 velocidades (podrán equiparla opcionalmente)

La variante más prestacional y deseada es el nuevo AMG SLC 43, con un motor V6 de 3.0 litros con 367 CV. Llega para sustitituir al motor V8 que montaba el Mercedes SLK 55 AMG de 421 CV. Mejora respecto a este sus consumos homologados, que se quedan en 7,8 l/100 km y tiene unas buenas prestaciones que su aceleración en el 0 a 100 km/h es de 4,7 segundos y su velocidad máxima se sitúa en los 250 km/h. Al tratarse de una versión especial.

Precios y rivales

Versión Potencia P.V.P.
SLC 200 184 CV 45.250 €
SLC 250d 204 CV 49.250 €
AMG SLC 43 367 CV 67.175 €

Sus principales rivales son el Audi TT Roadster 2015 o el BMW Z4 2013, si bien es notablemente más caro que ellos, por lo que lo coloca prácticamente en precios del nuevo Porsche 718 Boxster (300 o 350 CV de potencia).

Fuente: Daimler
Galería de fotos:

Ver galeria (38 fotos)

[NOTA: Post publicado el 18/12/2015 y actualizado con precios y rivales]

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta