En el Salón de Ginebra conocimos el nuevo Volkswagen Golf GTD de séptima generación, un vehículo que combina prestaciones, diseño y acabados del Golf GTI con un consumo muy reducido. Ya son 30 años de historia los que esta “versión deportiva de larga distancia”, como la llaman en Volkswagen, está en la carretera y esta generación mejora mucho, ya que aumenta su potencia y rebaja su consumo en 0,9 litros y sus emisiones en 25 gramos/km.

El nuevo Golf GTD equipa un motor TDI de cuatro cilindros con 184 CV, 14 más que la anterior generación, y un par motor que ha crecido en 30 Nm hasta llegar a los 380 Nm. Con este propulsor acelera de 0 a 100 km/h en 7,5 segundos y apenas consume 4,2 litros a los 100 km, emitiendo 109 gramos de CO2 por kilómetro. La mecánica se combina con la caja de cambios manual de seis marchas (DSG de doble embrague opcional) y cuenta de serie con el sistema Start & Stop.

La innovadora dirección directa activa (DAS), que hace que el giro de la dirección sea más directo y cómodo elevando el dinamismo del Golf GTD cuando se maniobra o conduciendo en curva. El chasis deportivo rebajado en 15 mm también favorece la diversión al volante. Por su parte, el paquete opcional GTD & Sound, exclusivo para este modelo, incluye las llantas Nogaro de 18″ y modula el sonido del motor según las características de conducción.

Se distingue exteriormente al Golf GTD por sus luces traseras tipo LED ahumadas y los faros bi xenón autodireccionables, además de los dos tubos de escape cromados. También incluye llantas de 17 pulgadas con neumáticos de 225/45, apoyo lateral de los asientos, difusor, la suspensión deportiva y un pequeño alerón superior.

En el interior del Golf GTD destacan los asientos deportivos en estilo tartán Clark, el techo interior en antracita, el volante deportivo en piel, los pedales de acero inoxidable, también se encuentra la palanca de cambios deportiva GTD, inserciones específicas GTD y un amplio conjunto de elementos como la luz progresiva, el sistema Climatronic, el ParkPilot delantero y trasero y el sistema de radio Composition Media.

Por supuesto, no faltan de serie el ABS, ESP, XDS, ASR, múltiples airbags, ordenador de viaje, alarma antirrobo, faros direccionales, radio CD MP3 con pantalla táctil, USB, lector de tarjetas SD, Bluetooth, sensores de aparcamiento delanteros y traseros, control de velocidad, sensor de lluvia, encendido automático de luces, sistema Drive Profile… Los colores de serie de la carrocería son el “Rojo Tornado” y “Blanco Puro, aunque por 470 euros más se pueden elegir otras tonalidades.

El nuevo Golf GTD está disponible desde 31.000 euros, prácticamente los mismos precios del Golf 7 GTI (son 10 euros más que un Golf GTI de 220 CV), algo elevados:

  • Golf 2.0 GTD 184 CV 3 puertas: 31.000 euros.
  • Golf 2.0 GTD 184 CV 5 puertas: 31.620 €
  • Golf 2.0 GTD 184 CV DSG 3 puertas: 32.830 euros.
  • Golf 2.0 GTD 184 CV DSG 5 puertas: 33.490 euros.

Además de pagar un sobreprecio por la pintura, existen otros opcionales como tapizado en alcántara (715 euros) o piel (2.020 euros). También se puede montar techo panorámico deslizante (970 euros), Park Assist (165 euros), cámara de marcha atrás (205 euros), suspensión adaptativa (950 euros), navegador (desde 425 euros), asistente cambio de carril + smartbeam + lector señales tráfico (655 euros), control de crucero adaptativo (325 euros) o acceso sin llave (335 euros).

Fuente: Volkwsagen
Galería de fotos del Volkswagen Golf 7 GTD:

Ver galeria (5 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta