El Opel insignia está disponible con carrocería de cuatro puertas, de cinco, familiar (Sports Tourer) y deportiva (OPC). Los motores disponibles son cuatro de gasolina y tres Diesel. Los primeros son 1.8 16v de 140 CV, 1.6 Turbo de 180 CV, 2.0 Turbo de 220 CV y 2,8 V6 Turbo de 260 CV. Los Diesel son 2.0 CDTI de 110 CV, 130 CV y 160 CV. Hay disponible un cambio manual y otro automático aunque no para todos los motores (ambos de seis velocidades).

En el Insignia se pueden poner hasta tres suspensiones diferentes. Por un lado está la de serie, luego la deportiva y por último una adaptativa denominada FlexRide no disponible con todas las versiones. Esta última es de ajuste variable y viene de serie con el acabado Sport y en las variantes con el motor de 260 CV. Se pueden escoger tres programas de conducción, el Sport, el Tour y el Normal. El sistema de tracción total es opcional para el motor de gasolina de 220 CV y viene de serie con el de 260 CV.Opel Insignia

Las plazas delanteras de este Opel son cómodas, especialmente si escogemos los asientos del acabado  Sport. Estos se pueden regular para que el cuerpo quede totalmente sujeto. Para aumentar el confort, estos asientos pueden ir ventilados para evitar la acumulación de sudor en los días calurosos.

El diseño exterior del Insignia tiene cierto aire de cupé. Esto penaliza el espacio de las plazas traseras aunque los pasajeros viajarán cómodamente. Sin embargo, el maletero es bastante grande ya que tiene una capacidad de 500 litros. En él hay una rueda de repuesto del mismo tamaño que las otras cuatro. Dentro del habitáculo hay bastantes huecos portaobjetos y múltiples puntos de luz.

Hay cuatro niveles de equipamiento para el Insignia: Essentia, Edition, Sport y Cosmo. Todos ellos llevan de serie avisador de cinturón de seguridad delantero no abrochado, cinturón de seguridad del conductor con ajuste de altura eléctrico, control de estabilidad (ESP), control de tracción, control de velocidad de crucero, desactivación manual del airbag frontal del pasajero, reposacabezas activos, retrovisores exteriores térmicos y eléctricos y encendido automático de faros.

Opel Insignia negroDentro de la gama de elementos opcionales, uno de los más interesantes son los faros adaptativos AFL Plus. Tiene nueve funciones de las cuales siete se basan en un mecanismo que modifica automáticamente el haz de luz en función de las circunstancias. Los cambios se producen en la dirección del haz, en la longitud y en la anchura. Las otras dos funciones sirven para la luz diurna y para la de intersección (la bombilla halógena alumbra hacia los laterales). También puede tener de forma opcional faros normales de xenón.

Otro de ellos es el sistema que la marca ha llamado Opel Eye y que se encarga de identificar las señales de limitación de velocidad y las que prohíben el adelantamiento. Hay una cámara en el parabrisas que reconoce estas señales y las muestra en el cuadro de instrumentos para que el conductor las vea. Esta misma cámara se encarga también de seguir las líneas de los carriles y de avisar al conductor si percibe que el conductor ha hecho un cambio de carril involuntario. Este sistema de cambio involuntario de carril (LWD) avisa mediante alertas sonoras y luminosas.

En algunas versiones, el Insignia lleva un mando giratorio desde el que se pueden gestionar algunas funciones del navegador, equipo de sonido y del teléfono. Es muy fácil de manipular y no es necesario apartar la vista de la carretera.

Ver galeria (8 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta