Fue en el pasado Consejo de Ministros, celebrado el viernes, cuando se aprobó el nuevo Plan Movele 2015, un plan de ayudas a la compra devehículos eléctricos e híbridos enchufables. Estos planes de incentivos a la compra de eléctricos, puestos en marcha por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo en 2012, han tenido un efecto positivo sobre el parque de este tipo de modelos, que ya alcanza las 10.000 unidades en España.

Si bien hay que aplaudir que vuelvan a existir este tipo de ayudas, hay bastantes detalles controvertidos que analizamos a continuación:

Menos presupuesto… y no hay retroactividad

Para empezar, respecto al anterior Plan Movele, baja la cantidad presupuestada. Habrá tan solo siete millones de euros de dotación presupuestaria, cuanndo antes habian sido diez. Resulta todavía más polémico el hecho de que en esta ocasión las ayudas no serán retroactivas, como en pasadas ediciones.  Los Estos 7 millones de euros serán para matriculaciones de coches eléctricos a partir de la entrada en vigor de las ayudas.

Mitsubishi Outlander PHEV interior 18Según diversas fuentes, esta decisión al respecto de este cambio no ha sido del Ministerio de Industria, que defendía la retroactividad para operaciones realizadas a partir del 1 de enero de 2015. Esto significa que los 250 coches eléctricos que se han matriculado hasta el 31 de marzo no contarán con la ayuda. Entre ellos, a buen seguro, habrá muchos clientes a los que los concesionarios habían garantizado recibir subvención.

Cuantía de las ayudas

La cuantía de algunas de las ayudas también disminuye y no serán compatibles con otras como el plan PIVE. Los interesados podrán solicitar hasta el próximo 31 de diciembre esta subvención (si no se agotan antes los fondos), que varían en función de la autonomía y el tipo de vehículo y oscilan entre los 1.950 de los cuadriciclos ligeros y los 20.000 euros de los autobuses y autocares.

bmw i3 10En los eléctricos con más de 90 kilómetros de autonomía las ayudas pasarán de 6.500 a 5.500 euros por parte del Estado, aunque ahora los concesionarios sumarán 1.000 euros para la instalación de un punto de recarga que será obligatorio (para todas las categorías, salvo para los cuadriciclos ligeros, que será de 150 euros). Dentro de los frenos con los que cuenta el coche eléctrico la carencia de puntos de recarga es sin duda uno de los más fuertes… pero postes de recarga públicos son los necesarios, no tanto los privados.  De hecho, estamos de acuerdo con Ganvam al pensar que esto, en lugar de avanzar en la electrificación del parque móvil, puede “actuar como factor disuasorio”.

Vehículos que pueden recibir la ayuda del Plan Movele

Las ayudas se conceden tanto a la adquisición como a operaciones de financiación por leasing financiero o arrendamiento por renting (leasing operativo) de vehículos eléctricos nuevos matriculados por primera vez en España cuya energía de propulsión proceda, total o parcialmente, de baterías cargadas a través de la red eléctrica.

Un punto que sí nos parece adecuado es que ahora no se podrán subvencionar turismos de más de 40.000 euros. Para el supuesto más usual, un turismo con autonomía eléctrica superior a 90 kilómetros, la ayuda será de 5.500 euros, con lo que, teniendo en cuenta los 1.000 euros de apoyo a la instalación del punto de recarga se igualara la ayuda que recibía el comprador con el Movele 2014.

Nissan_Leaf_2013_35En el caso de vehículos comerciales con autonomía en modo exclusivamente eléctrico superior a 60 kilómetros la subvención será de 8.000 euros por vehículo, 1.500 más que antes.

La gestión de estas ayudas directas se llevará a cabo por parte del Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía (IDAE) y se pretende apoyar a los sectores de fabricantes de vehículos, de componentes y de infraestructuras de carga.

El Ministerio asegura que la continuidad de los planes de ayuda han tenido, desde 2012, una incidencia positiva en la evolución del parque de este tipo de vehículos, que alcanza las 10.000 unidades sumando turismos y furgonetas eléctricas, así como en la producción, con 8.828 vehículos eléctricos fabricados en 2014, un 21 % más en comparación con el año anterior.

Fuente: Moncloa

6 COMENTARIOS

  1. […] La ventaja de los híbridos enchufables están claras: un refinamiento de marcha excepcional (sobre todo cuando te mueves en modo 100% eléctrico). Sus contras también son bastante evidentes: tienen un sobreprecio que los hace difíciles (por no decir imposibles) de amortizar cuando los comparamos con las versiones equivalentes que montan únicamente motor de combustión. Es quizá el Mitsubishi Oitlander PHEV el modelo en que la compra es más razonable, si tenemos en cuenta que este tipo de vehículos cuentan con la ayuda del Plan Movele. […]

Deja una respuesta