La semana pasada el Ministerio de Industria liberaba los fondos del Plan PIVE 7, nada menos que 175 millones de euros para pagar los adelantos realizados por los concesionarios, que podrán respirar ahora (financieramente hablando) un poco mejor. Y es que, de esa cantidad de dinero, nada menos que 148 millones de euros corresponden a operaciones en las que el vehículo ya se ha matriculado y entregado al comprador beneficiario de las ayudas.

Llama la atención el ritmo de los acontecimientos, que se comiencen a pagar unas ayudas… cuando éstas ya se han agotado. Y es que, sin temor a equivocarnos, el aumento de las ventas en el primer trimestre de 2015 ha sido gracias, sobre todo, a estas subvenciones a la compra (en marzo de 2015  se superaron las 100.000 unidades, un dato no visto desde hace 56 meses). También tiene delito que, de esos 175 millones solamente 30 correspondan, de facto, al PIVE 7, ya que recordemos que el resto pertenecían a reservas hechas durante la prórroga del PIVE 6.

¿Y podrá caminar solo el sector sin ayudas? En absoluto. Ayer mismo desde Faconauto lanzaban la señal de alerta. Aseguran que, solamente con un Plan PIVE 8 podrían cerrarse el año por encima del millón de unidades matriculadas (1.012.655 vehículos, un 18,4 % más que en 2014). Y, recordemos que la misma fuente indicaba que, según sus cálculos, las ayudas a la compra no se eliminen hasta que se llegue a la frontera de 1,2 millones de coches.

Ford Vignale 2015 concesionario

Desde el gobierno están por la labor de continuar con el plan de ayudas… pero una vez más, habrá un paréntesis y puede que las ventas de abril caigan debido al “punto muerto” entre el fin de unas subvenciones y el comienzo de las siguientes. Sería la primera caída en muchos meses, si bien el sector particular aumentaba en la primera quincena un 8% y la caída se debía fundamentalmente a la estacionalidad (Semana Santa fue en abril el 2014).

Según nos contaba el director general de Kia Motors Iberia, Emilio Herrera, en la presentación de la nueva gama urbana de la marca, ya ha habido contacto por parte de los fabricantes con el gobierno. Faltan flecos por resolver, pero hay voluntad de resolbverlo cuanto antes. Como el próximo viernes es día 1 de mayo (festivo) habrá que esperar a próximos Consejos de Ministros, si bien en el sector ya se especula que Mariano Rajoy podría anunciarlo en el Salón de Barcelona, del 9 al 17 de mayo).

concesionario VN

Es de esperar que se la cantidad sea similar a la ediciones anteriores (175 millones), si bien se barajan cantidades de hasta 200 millones de eruos. Si tenemos en cuenta el ritmo al que se venden coches que se pueden acoger al PIVE 7 (titularidad de al menos un año e ITV en vigor del coche a achatarrar), las ayudas podrían llegar hasta febrero de 2016. Uno de los planteamientos es también que se reduzca la ayuda gubernamnetal (de 1.000 euros se pasaría a 750), poero no hay nada confirmado, pero tiene sentido ir reduciéndola porque lo ideak es tener un sistema sin ayudas directas en el plazo de uno a dos años.

En 2014, los planes de ayudas y el esfuerzo de reducción de gastos de los concesionarios contribuyeron a que los concesionarios cerraran con una rentabilidad sobre facturación del 0,9 %, después de tres años de rentabilidad negativa, y aspiran a alcanzar el 3 % en unos años. En este sentido, Faconauto ha presentado el congreso de la patronal que se celebrará este año por primera vez en Barcelona, coincidiendo con el Salón Internacional del Automóvil, y que reunirá a cerca de mil concesionarios de toda España. En el congreso, se plantearán alternativas al modelo actual de distribución de coches que impera en España y que Faconauto considera ya “obsoleto”.

Fuente: Faconauto

3 COMENTARIOS

  1. […] contaba Emilio Herrera, director general de Kia Motors Iberia que las conversaciones con el Gobierno iban por buen camino […]

Deja una respuesta