A estas alturas ya sabrás que el trío de presenatdores de Top Gear, el programa de motor-entretenimiento más visto del mundo ya no cuenta para la BBC (después de que a Jeremy Clarkson se luese la cabeza por enésima vez y golpease a un productor). No sabemos si traman seguir con el show…. pero sí que James May vende su coche. Y qué coche.

No es un cocher cualquiera, como cabría esperar de un amante de la automoción como él. Se trata de un Porsche 911 Carrera 3.2 de 1984, un coche importante por dos razones. Para empezar, pertenece a James May. Y en segundo lugar, es un modelo de 1984, un modelo muy significativo para los amantes de Porsche ya que en ese año llegó el nuevo motor bóxer de 3,2 litros, con más del 80% de sus piezas nuevas, incluyendo un sistema tensor de cadena de levas y de lubricación, hasta entonces un mal endémico del 911. También fue con él cuando Porsche retomó el término Carrera, usado antes para las versiones de competición del Porsche 356 anterior.

Porsche 911 Carrera 1984  James May 02Este nuevo motor rendía 231 CV, 27 más que su predecesor, dotando a este 911 Carrera, de un nivel de prestaciones que lo acercaban al Porsche 911 Turbo original de 1974. Es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 5,3 segundos (hasta las 100 millas por hora, 166 km/h en 13,6) y alcanza una velocidad punta de 247 km/h. Es por eso que hoy en día, 30 años después de su lanzamiento, los Porsche Carrerra 3.2 sean muy codiciados… aunque encontrar uno no es tarea fácil.

James May se hizo con este precioso Porsche 911 Carrera en 2007 durante la grabación de un documental para Radio 4, llamado Speed, Greed and the M25. Lo había elegido como el reprentante de los yuppies de la Gran Bretaña de Thatcher y visitó taller y concesionario de Pablo Devyea para pedir prestado el coche y grabar el sonido de su motor. Quedó tan fascinado y el coche estaba en tan buenas condiciones que lo compró al momento. Desde entonces apareció en la televisión en algunas ocasiones y en una película de Top Gear.

Porsche 911 Carrera 1984  James May 07Un tipo como May, que tiene acceso prácticamente a cualquier vehículo que desee, no ha utilizado demasiado el coche, que hoy cuenta en el odómetro con 55.000 millas. Y, como cabría esperar de un amante de los coches, ha conservado la factura original de venta de Pablo Devyea de este Porsche 911 matrícula A677 KLH , junto con todo el historial de mantenimiento.  en el archivo, junto con servicios detallada totales kilometraje grabación de la historia.

“Los últimos cuatro años se lo dejé a mi padre, que nunca había tenido  un deportivo adecuado”, cuenta May a los responsables de la subasta. “Hace poco decidió que el coche era demasiado para un corredor de bolsa retirado… y mi madre lo odiaba”.

Porsche 911 Carrera 1984  James May 11Más allá de que su dueño, este Porsche es interesante para un coleccionista ya que es uno de las unidades que se encuentra al final del desarrollo de la primera generación del Porsche 911 (si bien ya pertenece a la segunda, con código interno 930).

Cuenta con un reproductor de CD pero James cuenta con un radio cassette, más propio de su época y con el que se crea “el ambiente ideal para escuchar Duran Duran”. Saldrña a la puja en el próximo 26 de junio en el Festival de Goodwood y Bonhams, la empresa que organiza la subasta, espera que alcance un precio entre 38.000 y 47.000 euros. Sinceramente, nos da la sensación que han tirado a la baja, teniendo en cuenta la burbuja que viven los coches clásicos y que los Porsche 911 refrigerados por aire son más que cotizados… y eso sin tener en cuenta que era de un presentador de Top Gear.

Fuente: Bonhams

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta