Russ Meyer es uno de los principales directores de la serie B norteamericana de los años sesenta y setenta del siglo pasado. Es el cineasta de cabecera de personalidades como Quentin Tarantino o John Waters y sus películas son consideradas de culto para muchos amantes del séptimo arte. Pero, ¿qué tiene este hombre para asombrar a tantos e inspirar trabajos tan conocidas como la exitosa saga Kill Bill?

Pues la marca de la casa no es otra que violencia gratuita, diálogos absurdos, roles de género, cuanto menos provocativos, y una atmósfera llena de sexo y desnudos. Esta fue la marca Meyer desde que empezó a colaborar con la revista Playboy y Hugh Hefner mucho antes de convertirse en uno de los principales esponentes del nudie films (películas del destape) en Estados Unidos.

Considerado director de cine erótico, en los años setenta fue cuando más se centró en los desnudos integrales y en la anatomía de la mujer, uno de los elementos más reconocibles de su cine, sino el que más. Ropa ajustada y muy voluptuosas, así son las mujeres fuertes y dominantes de Meyer, frente a las mujeres débiles y atontadas del Hollywood de la época. El “I never try anything, I just do it” es una de las frases más míticas de otra leyenda, Tura Satana en una de las películas más reconocidas del director: Faster, Pussycat! kill! kill!

faster_pussycat_kill_killFaster, Pussycat! Kill! Kill!

FICHA TÉCNICA

Estreno 6 de agosto de 1965
Duración 1:23 horas
Director Russ Meyer
Guión Russ Meyer
País Estados Unidos
Reparto Tura Satana, Haji, Lori Williams…
Más información: IMDB

Pese a contener todas las características de Meyer, en Faster, Pussycat! Kill! Kill! no hay desnudos integrales como si hay en otras películas de su cinematografía, como Vixens (1968) o Supervixens (1975). El título te lo dice todo porque, según el propio Meyer, “tiene lo necesario para una película: Coches, sexo y violencia”.

Y esto, los coches, es lo que nos atañe a nosotros. En la película en blanco y negro, Vara, Rosie y Billie son tres stripers amantes de la velocidad que pasan su tiempo libre a bordo de sus coches, un Porsche 356 C, un MG B y un MG A 1600.

Un día, mientras disfrutan de sus paseos conocen a una joven pareja con quien se acaban batiendo en una improvisada carrera que acaba en un asesinato y un rapto. En su huida oyen hablar de la fortuna de un viejo lisiado y están decididas a hacer todo lo que haga falta para robarla y poder seguir su ruta.

tura-satanaSin duda, una de las cosas más representativas del film es la figura de Tura Satana, la estrella de la película.  La actriz de origen japonés da vida a la líder del trío más violento de la historia del cine, Vara. La striper es fría y violenta, es su ira y ambición la que impulsa la serie de acontecimientos que acaban pasando factura al trío protagonista.

A pesar de ser una de las películas más reconocidas de su filmografía y de inspirar a multitud de cineastas posteriores, poco ha trascendido de su rodaje, más allá de que el presupuesto apenas alcanzó los 45.000 dólares.

 

1 COMENTARIO

  1. […] en otras road movies de las que ya te hemos comentado como Thelma & Louise, Los Caraduras o Faster Pussycat! Kill! Kill! Y así ocurre con la película de la que te hablamos esta semana y que protagonizan una de las […]

Deja una respuesta