Al igual que otros fabricantes, Toyota lleva un tiempo experimentando con otras fuentes de combustión para diseñar los coches del futuro. Mientras que la combustión fósil tiene una fecha de caducidad, ya no solo por la falta de suministro si no por su impacto medioambiental, han ido apareciendo alternativas como los motores eléctricos  con baterías o con pila de combustible de hidrógeno.

Tras el éxito del híbrido Toyota Prius, a finales de 2014, conocíamos el Toyota Mirai, la berlina de aspecto futurista con un motor eléctrico alimentado por una pila de combustible de hidrógeno. Con este modelo, el fabricante japonés apostó seriamente por impulsar el hidrógeno desarrollando una infraestructura de estaciones de repostaje. Sin embargo, todo comienzo suele ser complicado y para llevar a cabo esta expansión, Toyota ha tenido que recurrir a los planes del gobierno nacional y las subvenciones públicas.

Toyota Bus Hidrógeno 04

Al igual que la californiana Tesla, la marca de coches eléctricos más conocida del momento, Toyota anunció a comienzos de año la liberalización de más de 5.000 patentes sobre la pila de hidrógeno. El objetivo de esta estrategia no es otro que fomentar esta fuente de energía y promover la comprar de su modelo estandarte, el Toyota Mirai.

Además de las anteriores decisiones, el fabricante japonés sigue con su estrategia de apoyar el hidrógeno. Esta vez, llevando a cabo una serie de pruebas de la pila de combustible de hidrógeno en un autobús de Tokio. Otros fabricantes ya lanzaron este tipo de autobuses que ya ruedan por ciudades como Singapur o Londres.

Toyota libera 5.680 patentes

El autobús testado en Tokio es fruto de la colaboración entre Toyota y la japonesa Hino Motors. El vehículo de transporte público está impulsado por el mismo sistema de motor eléctrico con pila de combustible de hidrógeno utilizado en el Mirai. En esta ocasión, el autobús cuenta con dos pilas y ocho depósitos de almacenamiento de hidrógeno con capacidad para unos 500 litros. Cada pila genera una potencia de 114 kilovatios.

Las primeras pruebas se llevaron a cabo a finales de julio en la capital nipona en colaboración con las autoridades locales. En el periodo de una semana, el autobús realizó varios recorridos por el centro y los alrededores de la ciudad. En la prueba, también ha probado la fiabilidad del sistema de alimentación externa para casos de emergencia por corte de suministro en el autobús.

Toyota Bus Hidrógeno 03

Toyota ha recopilado suficiente información para su posterior evaluación de calidad y viabilidad con el objetivo de comercializar este tipo de autobuses con cero emisiones. El fabricante espera obtener unos resultados positivos para llevar los autobuses con pila de hidrógeno a otras ciudades y a gran escala para un sistema de transporte público más ecológico.

Fuente: Toyota, Green Optimistic

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta