Compañías automovilísticas como Renault, Audi y BMW se han unido a empresas especializadas en coches eléctricos como Hubject o Allego para que en 2018 llegue la carga rápida a Europa. El proyecto se conoce como Ultra-E, y promete que en apenas 20 minutos podrás tener listo tu vehículo eléctrico para recorrer 300 kilómetros.

Las ventajas de Ultra-E

Ultra-E cuenta con la confianza de la Unión Europea, que ha subvencionado el proyecto con 6’5 millones de euros. El objetivo es crear una red de estaciones de carga eléctrica por el centro del Viejo Continente. Alemania, Países Bajos, Austria y Bélgica contarán con un total de 25 estaciones. La distancia entre cada una de ellas variará entre los 120 y los 150 kilómetros, lo que permitirá cubrir un total de más de 1.100 kilómetros.

La mejora que esto supondrá es notable. Hoy en día, para cargar tu coche eléctrico de manera que aguante los 300 kilómetros que promete Ultra-E, tardarías una hora y media. Además, está la dificultad de realizar viajes que crucen fronteras. Ultra-E afrontaría estos problemas no solo para los vehículos del futuro, sino también para los que ya recorren las carreteras.

Las estaciones de carga de Ultra-E se valen de cables de refrigeración de Huber+Suhner. Estos cables han ganado un premio a la electromovilidad en la eCartec de Múnich 2016. Es la mayor feria del mundo para coches híbridos y eléctricos. Esto nos habla de que esta apuesta está fundamentada en una gran tecnología. Pasaremos de 50 kw y 120 amperios en la carga a 400 kw y 400 amperios. Más potencia y más velocidad, aunque es cierto que los coches actuales se quedan cortos frente a estas cifras.

Las empresas detrás de Ultra-E

Ya hemos mencionado que Renault, Audi y BMW están participando en el proyecto. Todas ellas no necesitan presentación, pero sí el resto. Son empresas tecnológicas, centradas en el desarrollo de los coches eléctricos. Cada una de ellas aporta algo único a Ultra-E.

Allego es la coordinadora de este proyecto. Es una subsidiaria de Alliander N.V, compañía energética de Alemania. Allego lleva años dedicando sus esfuerzos a la conducción eléctrica. Opera en los territorios en los que se va a desplegar Ultra-E, excepto Austria. Aseguran que sus soluciones son ecológicas, smart y de bajo coste. Lo cierto es que 13 millones no parece una locura. Si Ultra-E acaba por funcionar, es de esperar que se expanda fuera de sus actuales territorios o llegue a acuerdos para que la tecnología se expanda por Europa.

Hubject, por su parte, es una compañía que se ha centrado en la creación de un estándar para estaciones de recarga. Bajo su manto, se requiere de un único contrato y una única API para poder recargar tu vehículo en cualquier parte. Esto no afecta al usuario, sino a las empresas desarrolladoras, las legislaciones a las que se someten y el software que utilizan. Hubject se encuentra bajo el paraguas de BMW, Mini o Siemens, entre otras compañías. Su objetivo es la cohesión y estandarización de los sistemas, algo necesario para que Ultra-E triunfe.

Hubject Interchange

Por su parte, Bayern Innovativ no es una empresa centrada en el sector automovilístico, sino en la innovación. Identifican áreas de desarrollo y trabajan sobre ellas. Tienen un equipo centrado en la electrónica, por lo que es de suponer que su participación será ante todo tecnológica.

También tenemos a Magna, un fabricante de componentes que en su filosofía aseguran que se centran en la innovación. Es probable que su grano de arena al proyecto vaya a la construcción de o bien parte de las estaciones o bien un coche eléctrico que demuestre las bondades de Ultra-E.

Por último, Smatrics. ¿Recordáis cuando decíamos que Allego no operaba en Austria? En este país, Smatrics reina soberano. Es el líder en estaciones de carga eléctrica e innovación en esta clase de vehículos. Su papel será similar al de Allego, pero probablemente reducido a su propio país. Entre ambas, la expansión debería ser más sencilla.

La visión de todos ellos es que desde 2018 los coches eléctricos puedan navegar grandes distancias sin problemas y que Ultra-E suponga un gran punto de inflexión para el despegue definitivo de esta clase de vehículos. Todos ellos se han dedicado de uno u otro modo a este sector y ahora unen fuerzas para dar el siguiente paso.

Fuente: Ultra-E

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta