Unos estudiantes de la Technical Univerity of Eindhoven y la Fontys University of Applied Sciences, están desarrollando un coche híbrido para intentar batir el difícil récord de vuelta marcado por Stefan Bellof en el circuito de Nürburgring en 1983.

El récord de Nürburgring, a pesar de su antigüedad, no se ha visto batido desde entonces, por muchas genialidades del motor que hayan corrido en este circuito. Y es que nadie ha conseguido bajar de esos 6’11” que quedaron plasmados para la historia cuando el piloto alemán cruzó la meta con su Porsche 956.

im01-3A pesar de los numerosos intentos y el avance tecnológico de estas últimas décadas, nadie ha conseguido batirlo. Es por eso que estos estudiantes holandeses se han marcado el objetivo de conseguir entrar en la historia con el prototipo híbrido que han diseñado, con el que quieren también competir en Le Mans, y por supuesto, ganar.

im01-2Este coche híbrido recibe el nombre de IM01 y contará con cuatro motores eléctricos, uno por rueda, además de un sistema de frenado regenerativo. El prototipo usará la energía rotatoria para abastecer el consumo de las baterías del coche.

im01-6Los estudiantes planean usar un vehículo de prueba del que desarrollarán el prototipo IM01. Se intentará aplicar todas las tecnologías a este vehículo de prueba llamado IM/e, (cuya imagen puedes ver bajo estas líneas), que se basa en los concept de bio-etanol. Por el momento, el primer objetivo es conseguir asociarse con alguien que pueda financiar este fascinante proyecto y así poder comenzar a trabajar.

ImeEl ambicioso proyecto IM01 será testado en circuitos de Alemania y Reino Unido, para tratar de conseguir otro objetivo como es el de Le Mans, en el que la competencia híbrida es cada vez mayor.

La ambición de estos recién graduados es pasmosa, y sus objetivos son altos y sin ningún temor. Desde aquí les deseamos todo el éxito del mundo y la mayor de las suertes.

Fuente: InMotion

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta