Un Maserati Merak, un Bugatti clásico, un Tomaso Mangusta, un Alpine 110 y así hasta una infinidad de coches, se encuentran cogiendo polvo esperando por un dueño, en el mejor de los casos, o a pasar a mejor vida, en un viejo concesionario abandonado de Japón.

Este concesionario tan especial está en la ciudad de Gifu, al sur de Tokyo. Entre las joyas que esconde se incluye una gigantesca colección de clásicos europeos y que muchos de ellos, son carne de coleccionista. Entre los modelos que podemos encontrar destacan los: Maserati, Corvette, DeTomaso, Corbin Sparrow, BMW Isetta, Messerschmitt… o incluso hasta un Fórmula Indy que fue conducido por Ayrton Senna o Emerson Fitipaldi. Ninguno se salva.

concesionario abandonado JaponEste concesionario monumento silencioso al dolor, tiene dos plantas donde se acumulan estos clásicos europeos de todas las épocas. El edificio parece haber sido un concesionario de compraventa de clásicos, que en algún momento algo debió fallar de manera grave y, ahora mismo, está en ese estado. Es extraño ver un edificio lleno de una mercancía tan valiosa en un estado tan deplorable.

Si quieres hacer este tour del terror por ti mismo, te dejamos el enlace de Google Street View con la dirección exacta de este concesionario.

Vía: Diariomotor, Autoblog
Galería de fotos:

Ver galeria (15 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta