Vencer es un pequeño fabricante de coches de los Países Bajos que se ha empeñado en fabricar un superdeportivo. Empezaron a sonar en el panorama automovilístico en 2012 cuando presentaron en el Top Marques de Mónaco el Vencer Sarthe, un coche de altas prestaciones que toma la denominación del circuito francés donde se celebran las 24 Horas de Le Mans.

En estos dos años que han pasado desde que luciese ante lo más granado de la sociedad europea parece que no han perdido el tiempo. Ahora, junto a unas cuántas imágenes, aseguran que han realizado cien cambios y mejoras respecto al primer prototipo oiginal.

Vencer Sarthe 2015 06

¿Pero por qué un multimillonario dejaría de comprarse un Ferrari o Lamborghini (por decir dos marcas) y eleigría el Vencer Sarthe? La apuesta que realizan los fabricantes es que su superdeportivo recoje las últimas innovaciones extraídas de la competición (de ahí su nombre). Su automóvil parte de un chasis híbrido, que combina una estructura tubular de acero y paneles de aluminio, en diseño panal de abeja. Sobre él se coloca la carrocería de fibra de carbono, que deja al Vencer Sartheclavar con un peso de 1.390 kilogramos, repartido al 45:55 entre los ejes delantero y trasero.

Vencer Sarthe 2015 09

Este superdeportivo equipa un motor central trasero, con tracción sobre el tren posterior. Bajo su alargado portón posterior se aloja una mecánica V8 de 6,3 litros (del que no se conoce su procedencia), sobrealimentada mediante compresor volumétrico, que rinde nada menos que 621 CV y 838 Nm. Va acoplado a un cambio manual de seis relaciones.

Con una relación peso/potencia de 2,23 Kg/CV la marca anuncia la disponibilidad de 650 Nm desde sólo 1.500 revoluciones, una auténtica barbaridad. Las prestaciones del Vencer Sarthe están a la altura de lo esperado: Alcanza 338 km/h de velocidad punta y acelera de 0-100 km/h en apenas 3,6 segundos.

Vencer Sarthe 2015 interior 01

De su interior, además de emplear maleriales de alta calidad y tener un ambiente ultradeportivo, destaca la gran pantalla LCD, ubicada en mitad del salpicadero para que no sea necesario desviar demasiado la vista.

¿Llegará a fabricarse o será flor de un día? En Vencer aseguran que la producción de su primer modelo arrancará a principios de 2015. Al realizarse de modo totalmente artesanal, podrá contar con un elevado grado de personalización. Eso sí, también dicen tener capacidad para producir una unidad mensual.. que costaría unos 270.882 euros antes de impuestos.

Fuente: Vencer

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta