El Kia cee´d 2016 es el nuevo compacto de la marca coreana. Lanzado originalmente en 2012, a finales del año pasado recibió un restyling en el que se aprovechó para retocar la gama mecánica (con un nuevo motor de gasolina de tres cilindros que probamos ya en el Kia cee´d SW 2016, la carrocería familiar de la gama) y ganar equipamiento.

Sus ventas están sin duda a la sombra de las del Kia Sportage, el auténtico mascarón de proa de la marca en España. Pero, en nuestra prueba del cee´d 2012 ya habíamos visto que, por la excelente relación calidad-precio de un producto muy bien rematado, con mucho equipamiento, sus ventas deberían ser mucho mayores. Desde luego, hay que tener en cuenta que fueron unos años de crisis… y que en Europa funciona como un tiro, ya que supone el 23% de las ventas.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 18

La lógica nos dice que, habiendo revisado el modelo a mitad de su vida comercial (no esperes una nueva generación hasta 2018 o 2019), debería ser aún mejor. Para comprobarlo, nada mejor que contar varios días con el coche para viajar con él y ver todas las mejoras de primera mano.

Exterior

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 8

El Kia cee´d 2016 tiene las medidas típicas de un coche de su segmento. Mide 4,31 metros de longitud, por 1,78 de ancho y 1,47 de alto. No hay variaciones de tamaño respecto al modelo anterior… y de aspecto hay que hilar muy fino para descubrirlas… pero haberlas haylas y se hacen más patentes en este acabado, el GT Line, que da un toque deportivo a la imagen, de igual modo que las versiones FR de Seat o las GT de Peugeot o Volkswagen, para que te hagas una idea.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 6

Mantiene el frontal tan característico de la marca, con el “morro de tigre” y las ópticas afiladas que, pueden incorporar luz diurna con LED. Es una delantera en forma de cuña, con apenas diferencias con el  anterior, más allá de paragolpes más anchos y angulosos, unos nuevos embellecedores cromados en los faros antiniebla. En el caso de nuestra unidad de pruebas, con el acabado GT Line, suma la iluminación diurna de tecnología LED que parecen “cubitos de hielo”, sobre los antinieblas (rasgo “copiado” del Kia pro_ceed GT), nuevas rejillas de la parrilla y una parrilla inferior de mayores dimensiones.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 5

La vista lateral deja patente que se trata de un coche bastante aerodinámico, muy trabajado, con un Cx de 0,29. ¿Cambios respecto a la anterior generación? Pues muy pocos, la verdad, más allá de que puede contar con llantas nuevas (de 17 pulgadas y de diseño exclusivo las de este acabado GT Line) y que el cliente elige ahora entre ocho colores de carrocería, algunos de ellos nuevos, como este Track Red de nuestra unidad, ligado al acabado deportivo.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 9
En la zaga también se observan cambios, acentuados en la versión GT Line, con unos paragolpes son más musculosos, ópticas traseras LED y los reflectores en diferente posición y un nuevo difusor (como en el Pro_Cee’d GT en este acabado). Los modelos GT Line cuentan con dos salidas de escape funcionales, una a cada extremo del difusor. Pero la forma compacta de la zaga se mantiene.

En definitiva, es un coche muy parecido al anterior, con pequeños cambios que se acentúan en esta nueva terminación GT Line, que es de esas que entrando por los ojos.

Interior

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 44

En la presentación de la gama del Kia cee´d pudimos comprobar cómo, más allá de los cambios estéticos de la versión GT Line, hay muy pocos cambios en el habitáculo del cee´d. Sigue siendo un coche muy amplio para su tamaño, gracias a una generosas distancia entre ejes de 2,65 m.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 43

La posición de conducción es muy buena. Todo queda al alcance del conductor y te da la sensación de que las cosas están donde deberían estar. Los asientos son cómodos y no resulta ningún problema afrontar un viaje largo en ellos. Regulándolos solidariamente con el volante (en altura y profundidad) es muy sencillo encontrar la posición de conducción ideal.

Cuenta con suficiente espacio en todas sus cotas, y quizá la única algo escasa es el espacio libre para la cabeza, pero sin resultar en ningún caso agobiante (la unidad contaba con tacho solar, que siempre resta un poco).
Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 47

El puesto de conducción, como decíamos, es muy bueno. El salpicadero lo conforman tres esferas bien legibles, con un  El voalnte, forrado en cuero tiene un buen tacto y en él encontrarás muchos botones desde los que puedes controlar radio, teléfono, control de velocidad y ordenador de abordo sin soltar las manos. Pueden parecer muchos, pero están bien ubicados.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 42

Pero sin duda, donde más destaca este Kia cee´d es por el espacio en sus plazas posteriores, de las mejores del segmento. Hay suficiente espacio para las piernas y pueden viajar detrás tres personas (dos adultos más un niño en su sillita) en trayectos cortos sin problema (el ocupante del asiento dentral no irá tan cómodo como los que van en los laterales, eso es impepinable).

Los acabados están a la altura de los mejores del segmento (salvo que vayas a versiones muy equipadas, y mucho más caras, de marcas premium). Todos los materiales son muy agradables al tacto, tanto en las zonas más visibles y de fácil acceso… e incluso en aquellas que están más alejadas de la vista emplean materiales más que decentes.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 51

Nos referimos en todo momento a los acabados del Kia cee´d GT Line, que tiene esa tapicería específica con costuras de contraste en asientos, paneles de las puertas y salpicadero, pedales de aleación, techo solar panorámico (que ojo, resta un punto de luz para la parte trasera, lo sufrirás en los aparcamientos), el panel de instrumentos Supervision TFT LCD de 7 pulgadas…

En el apartado más práctico, cuenta también con diversos huecos para dejar objetos, como en la zona situada delante del cambio de marchas, donde encontrarás conexiones USB y Aux, un arcón entre los asientos, reposavasos… y el freno de estacionamiento eléctrico libera un espacio precioso en esa zona.

Maletero

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 37

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 32
Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 35

No ha variado el volumen de maletero, que se queda en 380 litros de capacidad, una cifra muy buena para su tamaño. Bajo el piso hay un espacio compartimentado para poder llevar pequeños objetos y, bajo este, una rueda de repuesto de emergencia.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 38

Si se abaten los asientos traseros (en proporción 40:60) el espacio resultante es de 1.318 litros de capacidad. Se forma una superficie prácticamente plana. Hay bastantes elementos prácticos. No tantos como en el cee´d SW, en el que el maletero es un elemento crucial, pero sí hay cuatro argollas donde ubicar una red para sujetar la carga, un par de ganchos para colgar bolsas, a ambos lados, luz en el lateral izquiero y una toma de 12 V en el lado derecho que puede ser muy práctica en ocasiones.

Equipamiento

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 55

La gama del Kia cee´d 2016 puede elegirse con cuatro diferentes niveles de equipamiento: Concept, Drive, Tech y GT Line. No sólo este último cuyenta con cambios. Si antes el nivel más básico era poco apetecible, ahora el acabado Concept puede ser interesante para quien no busque demasiadas florituras, pues incluye todos los habituales sistemas de seguridad, 6 airbags, volante con mandos, aire acondicionado, programador de velocidad…

Por encima se sitúa el Drive (este sí que sigue siendo el más equilibrado, como antes), con llantas de aleación, el climatizador automático bizona, sensores de aparcamiento traseros, volante en piel.. Y si quieres más tecnología siempre podrás optar por el acabado Tech, que suma el sistema multimedia con pantalla táctil de 7 pulgadas, lunas oscurecidas, cámara trasera de ayuda al estacionamiento, sensores de lluvia y luz… Ojo también a la serie especial Euro2016, que se sitúa justo antes del acabado más completo que tenemos entre manos.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 53

El Kia cee´d nivel GT Line añade a todo lo anterior los cambios de diseño que te hemos contado antes, tanto  exteriores (paragolpes, luces dirnas con LED diferentes, difusor y doble salida de escape) e interiores (tapicería, pedales de aluminio, cuadro de instrumentos con pantalla a color…). Tiene también las llantas de aleación de 17 pulgadas y techo solar panorámico.

No esperes una gran lista de extras. Puedes sumar a este equipamiento solamente la pintura metalizada y el Pack Luxury (nuestra unidad contaba con él). Este paquete incluye el asistente de mantenimiento de carril (solamente avisa con un sonido, no actúa sobre la dirección), el sistema de reconocimiento de señales de tráfico, ópticas de xenón direccionales con lavafaros, sistema de botón de arranque electrónico con llave inteligente y el freno de estacionamiento eléctrico. Es interesante pero supone sumar un pico a la factura (no es una locura, pero puede que no te interesen todos los elementos que incluye), solamente puede elegirse con el acabado GT Line y es obligatorio con el cambio automático de doble embrague.

Motor

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 13

El gran protagonista mecánico de este Kia cee´d 2016 es sin duda el 1.0 turboalimentado (con versiones de 100 y 120 CV) un motor muy refinado que, sin duda, es la mejor opción de la gama para quien realice pocos kilómetros al año.

Sin embargo, sus consumos reales (en torno a los 7 l/100 km, en una conducción no especialmente dinámica) pueden echar para atrás a muchos. Por eso en esta prueba nos hemos decidido por la variante más potente del motor diésel 1.6 CRDi, que también recibe modificaciones.

Se trata del mismo motor de nuestra prueba del Kia cee´d 2012, pero ahora aumenta su potencia hasta los 136 CV (antes tenía 128) gracias a un nuevo sistema de inyección y a una bomba de aceite de flujo variable, que reduce las pérdidas por rozamiento del motor. Este bloque de 1.582 cc también ha aumentado el par, ahora de 280 Nm (antes 260) que además se entrega a menor número de revoluciones, pues está disponible entre 1.500 y 3.000 rpm.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 14

Resultará interesante para muchos ya que, a igualdad de equipamiento, ofrece 16 CV más de potencia que la versión del nuevo tricilíndrico de gasolina de 120, por unos 750 euros más. Las prestaciones son correctas, ya que alcanza una velocidad máxima de 197 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en 10,2 segundos. La recuperación de 80 a 120 km/h en 11,3 segundos y, todo ello, con consumos medios homologados de 4,0 l/100 km, equivalente a unas emisiones de 104 gramos de CO2 por km, lo que lo deja exento del impuesto de matriculación.

Esta interesante mecánica se asocia de serie a una caja manual de seis velocidades o con la nueva transmisión automática de doble embrague, con siete velocidades y posibilidad de manejo secuencial. Es una transmisión de producción propia del Grupo, que estrena este coche- ¿Problema? Supone un sobrecoste importante, ya que se asocia al pack Luxury que te explicábamos antes… y significa que hay que pagar 3.500 euros más por él. Con todas las cartas sobre la mesa, es hora de probar el coche a fondo.

Comportamiento

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 22

Llega el momento de ponerse en marcha. A pesar de que se trata de un coche diésel (que obviamente no va tan suave como con el motor de gasolina), una vez que llega a su temperatura de funcionamiento óptimo su funcionamiento es muy suave, de una conducción agradable en la que apenas se oye el motor y hay vibraciones. Es algo de esperar cuando el piso está bien, pero incluso en asfaltos algo rotos no se aprecian crujidos ni golpeteos. Se trata de un coche bien hecho.

La entrega de potencia es muy constante, lo que hace que a veces el motor no parezca entregar tanta potencia como declara. Pero si insistes, ahí aparece. Es realmente perfecto para mover sus 1.364 kg (y cuatro ocupantes) en cualquier circunstancia y no desfallece ni en pendientes prolongadas. Kia tiene, por cierto, otra opción en su gama mecánica de 110 CV.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 28

El chasis también se demuestra efectivo. Y es que mantiene el mismo esquema del modelo anterior, un McPherson en el eje delantero y suspensión trasera multibrazo (algo que otras marcas han abandonado en este segemnto por otras soluciones no tan eficaces). También hay nuevos soportes para los amortiguadores traseros, cambios en la barra estabilizadora delantera (ahora hueca) y retoques en la suspensión para mejorar el guiado.

Todo ello lo convierte en un coche con bastante aplomo incluso en curvas a buen ritmo, siempre que tengamos en cuenta que no se trata de un deportivo, a pesar de su aspecto. Es un coche noble, eso sí, pero que no renuncia a ser cómodo, incluso con los neumáticos de perfil más bajo de esta unidad. Frena francamente bien pero es la dirección (con tres niveles de dureza) la que más flojea a la hora de pedir un comportamiento algo más vivo, ya que resulta, incluso en el modo “deporte”, más duro, es muy poco informativa.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 18

Llega el momento de analizar los consumos. Tras recorrer más de 600 km en dos días con el coche, combinando carreteras secundarias, autovía y algo de ciudad, vemos muy difícil lograr los 4 l/100 km que anuncia. En una conducción normal, permitiéndonos algunas alegrías con el acelerador de vez en cuando pero no demasiadas, el ordenador de a bordo terminó marcando 6,0 l/100 km. No dispone, ni como opción, de un dispositivo stop/start para arañar algunas décimas de consumo en los recorridos urbanos, pero no creemos que sea esa la causa de este desvío. Pueden lograrse consumos más bajos, pero bajar de 5 litros me parece muy complicado, a no ser que bajemos la media de velocidad mucho.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 30

¿Será la caja de cambios automática la responsable? No sobre el papel, ya que sus consumos homologados son idénticos a la versión manual. Se trata de un buen cambio, que realiza su cometido de forma discreta y efectiva, muy suavemente, pero quizá sin hacerlo tan rápidamente como las DSG del Grupo Volkswagen por poner un ejemplo. De todos modos, para ser la primera aproximación a esta tecnología, es notable.

Lástima que resulte tan cara, solamente se pueda asociar a este acabao y haya que llevarse “de regalo” (bueno, por 1.900 euros más) el pack Luxury. Puede manejarse con las levas que hay tras el volante o adelantando y retrasando la posición de la palanca, para realizar reducciones. Cuando su uso es totalmente automático, prima los consumos en su gestión (en la imagen superior puedes ver cómo, a 80 km/h viajas en 7ª a menos de 1.500 rpm, llaneando).

Veredicto coches.com

 

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 29

Si hay algo que valoro de forma muy positiva en los últimos lanzamiento de la marca coreana es que son coches que conduces la primera vez como si llevases haciéndolo toda la vida. Cómodos y nobles, que reaccionan ante los imprevistos de forma brillante. Sin duda, por eso están funcionando tan bien en ventas.

¿Por qué no ha conquistado el cee´d del modo en que si lo hacen el Sportage y el Carens? Pues imagino que porque le falta ese punto excitante en su conducción que sí tienen, por citar dos ejemplos en su rango de precios, el Ford Focus o el Seat León. El Kia cee´d 2016 es un coche confortable y bien rematado, con un equipamiento que puede ser muy compteto en versiones como esta GT Line que hemos conducido… e incluso con una imagen deportiva que conquista al verla.

Pero no así su comportamiento, al menos con el motor 1.6 CRDi, que resulta perfecto para viajar tranquilo, eso sí. Por el tamaño del coche, este motor nos parece más adecuado, sobre todo si se viaja cargado con frecuencia, pero quizá los consumos que ofrece es lo que acaba por hacer que la gente opte por el diésel de 110 CV. Lo que sí que recomendamos es echar cuentas con el 1.0 de gasolina con 120 CV. Si no realizas muchos kilómetros, es más agradable y aunque gasta más ahora la diferencia no nos parece tanta en una conducción tranquila.

Kia ceed 1.6 CRDi GT LIne 2016 prueba 24

Me sigue pareciendo un sinsentido que a España no llegue el Kia cee´d GT (solamente disponible en el pro_cee´d de tres puertas). Y es que su comportamiento de GT (no de GTI) sí casa con esta imagen dinámica y quizá (seguro que en el departamento de marketing de la marca cuentan con más datos que mi intuición) las cinco puertas le añadirían un plus de practicidad.

Por lo demás, su precio lo coloca entre los más baratos del mercado a igualdad de potencia y equipamiento… Y cuando echas un ojo a las ofertas del Kia cee´d en concesionario oficial ves cómo pueden reducirse aún más. La garantía de siete años suma un plus de tranquilidad

Lo mejor

  • Poder disfrutar de un acabado deportivo sin tener que apostar sí o sí por un motor potente.
  • Amplitud de interior y maletero
  • Diseño y acabados, calidad de ajustes y realización

Lo peor

  • Cambio de doble embrague algo por debajo de la competencia.
  • Los consumos de los motores siguen siendo un poco altos.
  • Si quieres cambio automático, es obligatorio el pack luxury.

Galería de fotos:

Ver galeria (59 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta