El 5 de diciembre se presentó el nuevo Ford Mustang. Se trata de un modelo muy importante, ya que por vez primera el mítico pony car americano, que en 2014 cumple 50 años, se venderá en Europa.

La evolución técnica y estética iba a ser muy importante, también porque en su mercado original, los EE.UU., el Chevrolet Camaro llevaba los últimos años imponiéndose en las ventas al célebre Mustang. Esto propició que fuese una de las imágenes más buscadas por los paparazzi del motor: tener unas fotos espía del nuevo Ford Mustang antes que nadie era una de esas primicias que todo el mundo quería tener.

ford_mustang_camuflado_2

Lógicamente, la marca quiere mantener oculto el diseño hasta el último momento, mientras que los numerosos medios del motor luchan por captar las líneas del nuevo modelo. Una vez desvelado, ahora Ford decide contarnos cómo camufló al nuevo Mustang de los objetivos de las cámaras. Gracias a este vídeo, ahora sabemos que las marcas cuentan hasta con un departamento para diseñar el camuflaje que vestirán sus prototipos de pruebas: plásticos, vinilos estampados que deforman las imágenes de cámaras digitales y textiles que ocultan la carrocería para que nadie conozca la silueta definitiva.

Aunque hay marcas que incluso facilitan estas imágenes de sus coches camuflados para ir generando expectación por sus futuros modelos, es cierto que ocasiones la marca prefiere guardarse la sorpresa. Es el caso del Ford Mustang. La marca del óvalo cuenta que, desde que salió a la calle en su primera prueba dinámica a que las imágenes llegaron a Internet pasó apenas hora y media. De ahí que se afanen en camuflarlo lo mejor posible. Y en este vídeo Ford te cuenta cómo lo hicieron:

[raw]

[/raw]


Fuente: Ford

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta