Hay personas tenaces. De eso queda constancia en el mundo del motor muy frecuentemente. Y luego está este chico, que con tal de dar dos vueltas al mítico circuito de Nürburgring, ha recorrido los 18.000 kilómetros que le separaban desde su ciudad natal, Seúl, hasta Alemania en su Honda SuperCub de ocho caballos. 100 días de viaje a través de Asia y Europa.

Una foto publicada por @jaeyeong_92 el

La hazaña de Lee despertó tal expectación que un piloto llamado Thilo decidió llevarle a dar una vuelta en condiciones por el tramado en su Seat León Cupra, ante la cara de emoción de su copiloto, que aún no se podía creer lo que estaba viviendo. Merece la pena pasarse por su Instagram y disfrutar las espectaculares fotos de su largo viaje, que incluyó accidentes, acampadas junto a la carretera y muchos depósitos de gasolina.

Una foto publicada por @jaeyeong_92 el

Lee en su scooter

Aquí tenéis el vídeo con la reacción de Lee. No tiene desperdicio.

Fuente: Bridge to Gantry

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta