Después de conocer los Ford C-Max y Grand C-Max 2015, que se renuevan a fondo para seguir liderando el segmento de los monovolúmenes compactos, llega el momento de conocer la renovación del Ford S-Max, el mayor de la oferta de monovolúmenes (sin contar al Galaxy, más similar a una furgoneta), que dispone de hasta siete plazas. La firma del óvalo lo prsesentará en el Salón de París y debería llegar a los concesionarios a principios de 2015.

A pesar de que el diseño exterior de este monovolumen grande estaba todavía más que vigente, se opta por trasladar la nueva imagen de sus hermanos de gama. Destaca el frontal, donde se instaura la gran parrilla trapezoidal que inauguró el Mondeo en su lanzamiento como Fusion en Estados Unidos. Frente el Grand C-Max, que también cuenta con siete plazas, pretende ser una alternativa más espaciosa y equipada. También cambia frente a él sus puertas, de visagra y no correderas.

Ford S-MAX 2015 03

Los cambios siguen la pauta definida por el S-Max Concept que conocimos el pasado año. Los faros alargados y el pilar A muy retrasado estilizan la silueta de este monovolumen. Como buen restyling que se precie, cuenta con nuevas tecnologías en las ópticas. Ahora combinan luces de LED y xenón (faros Glare-Free Highbeam, según la nomeclatura de Ford). Los pilotos traseros también cuentan con LED, lo que completan un conjunto más vanguardista. En la parte trasera son las nuevas salidas de escape, integradas en un pequeño difusor.

Además de refinar su diseño exterior, el interior también se renueva, siguiendo la pauta de los últimos lanzamientos de la marca. El Ford S-Max cuenta con una consola central y el panel de instrumentos nuevo, totalmente digitales. El conductor dispondrá de lo último en tecnología de conectividad Ford SYNC, como funciones más avanzadas de conectividad, hotspot Wi-Fi y otras opciones.

En el apartado meramente estético, destacan los diferentes elementos decorativos cromados, que completan una zona delantera que destaca por emplear materiales suaves al tacto y de calidad.

Como buen monovolumen, disponible con cinco y siete plazas, destaca por las soluciones prácticas.Dispone de sistemas como el Easy-Fold, que permite plegar los asientos de forma individual con solo pulsar un botón, o el Easy-Entry, para abatir la segunda fila de asientos y acceder más cómodamente a la tercera fila. Existen hasta 32 combinaciones de asientos y capacidad de carga.

Ford S-MAX 2015 interior 01

Ford también nos cuenta que el nuevo S-Max dispone de un nuevo sistema de climatización, con mayor flujo de aire y que puede conseguir temperaturas más bajas, además de ser menos ruidoso. La marca destaca los trabajos realizados en mejorar el aislamiento acústico. Unido a los nuevos asientos, más cómodos (y que cuentan incluso con posibilidad de masaje activo y reposacabezas ajustables en altura y en profundidad), debe mejorar mucho el confort.

Ford S-MAX 2015. Motores

En cuanto a las mecánicas disponibles, sabemos que el Ford S-Max estará a la venta con opciones diésel TDCi, un 2.0 TDCi 120 CV (manual) y un 2.0 TDCi de 150 y 180 CV (manual o automático).que logran reducir las emisiones de CO2 hasta en un 7%, y eficientes motores de gasolina EcoBoost, un 1.5 EcoBoost de 160 CV (manual) y un 2.0 EcoBoost de 240 CV (automático).

El nuevo Ford S-Max emplea la plataforma del nuevo Ford Mondeo, por lo que, desde la marca aseguran que mantendrá su gran comportamiento dinámic, sin duda el mejor de su categoría. También incorpora la nueva dirección adaptativa del fabricante, que puede variar la relación entre el número de vueltas del volante y el giro de las ruedas en función de la velocidad. Esto mejora la experiencia de conducción y facilita las maniobras.

Ford S-MAX 2015. Equipamientos

 

El salto más adelante respcto al S-Max 2010 es, obviamente, en el apartado tecnológico. Gracias a los nuevos sensores y cámaras, cuenta con hasta  16 tecnologías de ayuda a la conducción y seguridad. Además del control de ángulo muerto, reconocimiento de señales, alerta de cambio de carril, control de crucero adaptativo, ajuste inteligente de la velocidad que ya equipan muchos vehículos, destacamos:

  • Sistema anticolisión: Frena automáticamente en caso de detectar riesgo de colisión con el vehículo que va delante, si el conductor no reacciona.
  • Función de luces adaptativas: Las luces LED adapta la iluminación en cada curva y en función del modo de conducción.
  • Luces de carretera antideslumbrantes: Detecta si un coche se aproxima y ensombrece la zona de luz que le afecta para evitar deslumbramientos.
  • Ayuda al aparcamiento en batería: Aparca en batería sin intervención del conductor. También desaparcar de manera automática.
  • Alerta de tráfico cruzado: Detecta si se aproxima un vehículo al salir de un estacionamiento con poca visibilidad, y alerta al conductor.

 

Habrá de inicio tres niveles de acabado. El acabado más sencillo será el Trend. Sin embargo, la marca espera que el más vendido sea el Titanium, mucho más completo y con un sobreprecio (en torno a los 2.000 euros) no demasiado elevado para todo lo que incluye.

  • Trend: Además de lo habitual, incluye radio con SYNC, limitador inteligente de velocidad, reconocimiento de señales de tráfico, retrovisores térmicos y abatibles eléctricamente, control automático de luces largas/cortas, freno de parking eléctrico, asistente de arranque en pendiene, My Key, sensor de presión de neumáticos…
  • Titanium: El acabado más aconsejable incluye el ABS, EBD, ESP, TCS, TPMS, múltiples airbags… Añade al anterior climatizador bizona, llantas de aleación de 17 pulgadas, paquete cromado exterior, espejos térmicos, sensores de aparcamiento, ópticas traseras y luces diurnas por LEDS, faros antiniebla… Su sistema multimedia (con un panel de instrumentos digital de 10 pulgadas) incluye el sistema SYNC2 y navegador con Guía Michelin. No falta Bluetooth, puerto USB, asientos delanteros calefactados, sistema de mantenimiento de carril o el sistema de alerta al conductor, entre otros.

Entre las opciones más destacadas del S-Max Titanium hay que destacar tres paquetes de equipamiento:

  • Pack Tech: alerta de objetos en ángulo muerto + tráfico cruzado + pre-colisión, por 850 euros).
  • Pack Tech Manos Libres: faros LED dinámicos + portón automático + sistema Ford Key Free por 1.500 euros).
  • Pack Tech Premium: suspensión pilotada + control de crucero activo + volante térmico + Pack Tech + alerta de peatones por 2.400 euros).

Ford S-Max 2015 equipamientoPor encima se sitúa el Titanium S, todavía con un equipamiento de serie más completo y estética más deportiva, que queda reservado a las mecáncias más potentes. No descartamos en absoluto tener una versión exclusiva, el S-Max Vignale, que ya pudimos ver en forma de prototipo. Esto es lo que incluye cada nivel de acabado:

El tapizado en piel (2.100 euros), las llantas de 18 pulgadas (400 euros), avegador con pantalla táctil de ocho pulgadas (200 euros), aparcamiento asistido (200 euros), el climatizador de tres zonas (350 euros) o la cámara posterior (300 euros), son algunas de sus extras más destacados.

Fuente: Ford
Galería de fotos:

Ver galeria (34 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta