Los coches de lujo a precio económico de mercado parecen muy atractivos de adquirir hasta que descubres la pesadilla que es mantener uno. Desde Rusia (de dónde si no), nos llega una creación muy atrevida. Quieres un gran turismo de lujo y que te lleve, literalmente a cualquier parte. ¿Qué haces? Coger un Bentley Continental GT de primera generación (2003-2011) y transformarlo en un tanque improvisado.

Aunque parece un Bentley (desde los pasos de rueda hacia arriba), lo cierto es que bajo la piel es un coche completamente hecho a medida. Bautizado como Bentley Ultratank, la carrocería se asienta sobre un chasis personalizado que eleva su altura hasta los 59 cm desde el suelo y un sólido eje trasero que impulsa el movimiento de las orugas. El Continental GT no era lo que se dice un coche ligero, pues superaba las dos toneladas de masa. El Ultratank se alza hasta los 3.100 kilos.

Bajo el capó, ya no hay un motor W12 de 6.0 litros biturbo asociado a una caja de cambios de doble embrague. La gente de AcademeG reemplazó el motor y la transmisión, ahora de origen nipón. Concretamente una unidad V8 de 4.3 litros de Toyota con un convertidor de par que ha sido montado en modelos como los Lexus GS, LS y SC 430. La velocidad máxima de este bicho de 2.500 mm de ancho está limitada electrónicamente a 96 km/h.

La transformación ha necesitado de nueve meses para ser completada, y qué mejor forma de ver cómo funciona esta creación que llevarlo a los desiertos de la madre patria Rusia. Por supuesto, el volante no gira. A cambio, el diferencial se deja abierto, y cuando el coche necesita girar, aplica los frenos a la vía interior, lo que permite que la fuerza del motor continúe fluyendo hacia la vía externa, haciéndolo girar. Es increíblemente genial verlo en acción.

En la carrera inaugural de Bentley Ultratank, las orugas se desacoplan de las ruedas más de una vez. Pero eso no impide que todos los involucrados tengan una de las mejores experiencias de sus vidas. En un momento dado, casi se las arreglan para lanzarlo al aire. ¿Imaginas tener una de estas cosas y un bosque para ti solo? Las posibilidades son infinitas. Bajo estas líneas hay otro vídeo donde el Ultratank aplasta coches y alcanza su velocidad máxima.

Vía: Motor1

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta