Logo de Noticias Coches
cambio-automatico-3
Redacción

Consejos para conducir un coche automático

Como la tortuga, lenta pero segura, la implantación del cambio automático está ganando terreno poco a poco entre los amantes del motor. Esto no sólo se debe a que facilita la conducción, sino a que también los avances están haciendo posible que este tipo de cambio sea mucho más eficiente, rápido y agradable. Además de ahorrar combustible.

Antes que nada es importante señalar que existen ciertos parámetros para regular la marcha que debe seleccionar la caja (velocidad, carga, inclinación, etc.). Ella misma suele seleccionar la opción más adecuada, aunque de vez en cuanto debamos echarle una pequeña mano.

A la hora de circular tanto por carretera como por ciudad se recomienda hacerlo en ‘D’ (Drive) o en ‘A’ (automático). Pero cuando nos detengamos debemos seleccionar el modo ‘N’ (Neutral). Al parar momentáneamente el coche se aconseja esa última opción para reducir rozamientos mecánicos y lograr un menor consumo. Eso sí, el modo ‘N’ es perfecto para alargar la vida de cada uno de los componentes.

Si tomamos la decisión de conducir en ‘S’ (Sport), debemos saber que estaremos decantándonos por la opción menos económica. El motivo principal es que el motor tiende a ir más revolucionado de lo normal. Por lo que esta opción es ideal sólo para puertos de montaña donde deberemos mejorar la retención.

Al movernos en modo automático es imprescindible intentar minimizar el uso que le damos a los frenos. Un consejo es que si vamos hacia un semáforo y éste puede ponerse en rojo, soltemos el acelerador. De esta forma el coche se irá acercando poco a poco y reduciremos el consumo.

Respecto al resto de normas de conducción de un vehículo, sin idénticas al cambio manual. Si tienes que realizar un adelantamiento, olvídate del consumo elevado. Lo importante es que esa maniobra se haga con total seguridad y sin poner en peligro a nadie.

  • consumo
  • seguridad vial
  • transmisión