La NASA ha diseñado unos neumáticos para vehículos espaciales compuestos de metal y con cota de malla que gracias a su alta resistencia son anti pinchazos y no se desgastan. Además, son elásticos y pueden rodar por cualquier superficie sin deformarse.

El Centro de Investigación de la NASA en Glenn, ha sido el encargado de presentar esta curiosa rueda que recuerda a las usadas en la Edad Media. El material usado es una combinación de níquel y titanio que se adapta a cualquier superficie y que ya ha sido utilizado por fabricantes de automóviles de alta gama para algunas piezas. Este material también podría ser útil para la NASA como un protector de calor para naves espaciales.

Fabricado a altas temperaturas, la rueda puede cambiar de forma hasta un 10% sin perder la original y ya ha sido probada en un Jeep. “Puede deformarse hasta 30 veces más que la malla de acero y puede volver a su forma original con facilidad. Tras estudiar su viabilidad, el equipo creó un prototipo de una rueda y la instaló en un Jeep Wrangler para testarlo” describía la NASA a través de un comunicado.

El objetivo de este diseño es encontrar una forma más práctica de recorrer la superficie en otros planetas y esta rueda es capaz de soportar más carga que una convencional sin perder tracción y sin hundirse en la arena.

De momento es un diseño para vehículos espaciales pero según ha asegurado la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio, podría utilizarse para vehículos en La Tierra. “Es un neumático súper elástico que ofrece una tracción igual o superior a las llantas neumáticas convencionales y elimina la posibilidad de pincharse, mejorando así la seguridad del automóvil” se puede leer en el comunicado de la NASA.

Fuente – NASA

Vía – Newspress

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta