La extracción del motor de un coche es una tarea cara, ya que es difícil que consume mucho tiempo. Uno siempre puede hacer una brutalidad y, por lo que cuesta un trozo de cuerda, sacas el motor del coche en menos tiempo que hacer una parada en boxes en la Fórmula 1.

Eso sí, aunque es eficaz, no es recomendable. Mira este pobre Volkswagen Golf III y cómo vuela su motor de dos litros:

Otro método igual de eficaz, pero mucho más fino, es tener unos amigos marines de la Real Marina británica. Su proceso es algo más lento, 42 segundos exactamente. Pero en ese tiempo no solamente quitan el motor de un clásico Ford Escort (nuevo cuando se grabó este vídeo), montar uno nuevo, subirse todos al coche y conducir unos metros el coche. Solamente vemos capaces de superarlo a los militares canadienses que desmontaron un Jeep en un minuto y lo montaron en dos.

Vía: Autoblog UK

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta