Hace tan solo unos siete años, que conocemos las aplicaciones de teléfono móvil, aunque dependemos tanto de ellas, que parece que llevamos muchos años usándolas. Si echamos la mirada al año 2000, encontramos el Ford 24.7 Concept, un prototipo que usaba las apps como funcionamiento básico de su salpicadero y se adelantó a los smartphones que usamos hoy en día.

En la época cuando lo más novedoso era el reproductor de CD, apareció este prototipo que desbanca a la tecnología del momento con toda una digitalización interior. De hecho, según comentó Richard Pelletier, un diseñador que trabajó en el desarrollo de este prototipo, hicieron el coche como si se tratase de la marca de moda, Apple. Todo el diseño se basó con una perspectiva al más puro estilo de la marca creada por Steve Jobs.

ford prototipo app movil (2)Como podemos observar, el salpicadero se convierte en una pantalla proyectada con una gran variedad de iconos, que permiten al conductor controlar todo desde una superficie de lo más plana. Es decir, es como si tuvieses una tablet enorme en el salpicadero que te permitiese hacer cosas impensables en ese año.

El concepto de las app de teléfonos móvil, era una completa novedad en el año 2000. Como mucho, podías acceder a una PDA, y el concepto de tablet y aplicación inteligente, quedaba demasiado lejos del mercado del momento. Algo que suena bastante raro hoy en día.

ford prototipo app movil (6)En definitiva, fue un prototipo con un diseño minimalista que no salió adelante, no porque no fuese innovador ni útil, sino que el mercado no estaba totalmente preparado para el cambio. No estaba familiarizado con el producto, por lo que no triunfó. Eso sí, cualquier persona en la actualidad estaría totalmente acostumbrada a esa la filosofía de funcionamiento que adelantó el Ford 24.7.

Fuente: Gizmodo
Galería de fotos:

Ver galeria (6 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta