El cofundador y consejero de Uber, Travis Kalanick, anunció el pasado 3 de febrero que abandonaría el puesto como asesor del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. Tras la imposición de las políticas migratorias del magnate, las numerosas críticas ante la posición de Kalanick en el gobierno han hecho que finalmente haya optado por dejar el puesto de trabajo.

La presión ejercida en las redes sociales y en la propia pagina por parte de los usuarios de Uber ha sido especialmente notoria a lo largo del fin de semana. De hecho, las cifras de la aplicación, valorada en 50.000 millones de dólares, ha sufrido un descenso en descargas como consecuencia del decreto migratorio, además muchos usuarios han indicado que van a eliminar la aplicación como consecuencia de la colaboración de Kalanick y Trump. El hashtag #DeleteUber ha hecho que hasta 200.000 personas abandonasen la aplicación. Tanto ha supuesto esta reprimenda por parte de los usuarios que por primera vez la empresa Lyft ha superado a Uber en descargas.

Tras el acuerdo migratorio de Trump, el cofundador de Uber ha dejado el puesto de asesor tecnológico de presidente

Dentro del elenco de asesores del presidente Trump, se encontraban en el departamento tecnológico personalidades tan destacadas como Sheryl Sandberg, la número dos de Facebook o los máximos representantes de Apple y Microsoft. Actualmente, solo Elon Musk (Tesla) y Ginni Rommery (IBM) siguen manteniendo el puesto como asesores de Trump.
Elon Musk también ha sido criticado por su negativa a abandonar el puesto de asesor de Trump, aunque este se mantiene firme en su decisión de no abandonar el puesto. Muchos de los trabajadores cercanos a Donald Trump dicen preferir mantenerse cerca del mandatario para poder influir en sus decisiones y no mostrar una posición contraria a él.

El departamento de comunicación de Uber ha puesto de manifiesto la carta que el presidente ha mandado a todos los empleados indicando su decisión de abandonar el puesto de asesor de Trump:

“Querido equipo,

Hoy he hablado con el Presidente sobre el decreto migratorio y los problemas que genera en nuestra comunidad. Le he hecho saber que no puedo participar en su consejo económico. Unirme a ese grupo no significa que apoye al Presidente y sus intereses pero por desgracia se ha interpretado así.

Lo he estado pensando bastante y creo que es una cuestión de valores. Hay varios que son especialmente relevantes.

Dentro y Fuera: La asunción de que Uber o yo, de alguna manera, apoyábamos los planes de la Administración, ha creado una brecha entre los que realmente somos y lo que la gente cree que somos.

Solo es un Cambio: Tenemos que pensar que nuestras acciones promueven avances. Hay muchas maneras de impulsar el cambio, pero estar en el consejo no parecía ser el camino. Están separando familias, gente que se ha quedado fuera del país y, cada vez más, hay un temor al ver que Estados Unidos ya no es un lugar que dé la bienvenida los inmigrantes.

La apertura a la inmigración y los refugiados ha sido capital para el éxito de este país y también para Uber. Estoy muy orgulloso de trabajar directamente con gente como Thuan o Emil, ambos refugiados que vinieron en busca de una nueva vida. Ha sido una semana muy dura para muchas familias, para muchos de nuestros conductores, con historias que encogen el corazón.

Saben que vuestras preguntas y relatos del pasado martes, y las que he escuchado a nuestros conductores, me han hecho mantener mis convicciones. Me ha recordado uno de nuestros valores, sé tú mismo. Vamos a luchar por los derechos de los emigrantes y su comunidad, para que todos podamos ser nosotros mismos, con optimismo y esperanza en el futuro”.

(Traducción: El País)

Aquí la carta original que el presidente de Uber mandó a todos los empleados indicando la renuncia a su puesto de asesor tecnológico de Donald Trump.

Dear Team,

Earlier today I spoke briefly with the President about the immigration executive order and its issues for our community. I also let him know that I would not be able to participate on his economic council. Joining the group was not meant to be an endorsement of the President or his agenda but unfortunately it has been misinterpreted to be exactly that.

I spent a lot of time thinking about this and mapping it to our values. There are a couple that are particularly relevant:

Inside Out – The implicit assumption that Uber (or I) was somehow endorsing the Administration’s agenda has created a perception-reality gap between who people think we are, and who we actually are.

Just Change – We must believe that the actions we take ultimately move the ball forward. There are many ways we will continue to advocate for just change on immigration but staying on the council was going to get in the way of that. The executive order is hurting many people in communities all across America. Families are being separated, people are stranded overseas and there’s a growing fear the U.S. is no longer a place that welcomes immigrants.

Immigration and openness to refugees is an important part of our country’s success and quite honestly to Uber’s. I am incredibly proud to work directly with people like Thuan and Emil, both of whom were refugees who came here to build a better life for themselves. I know it has been a tough week for many of you and your families, as well as many thousands of drivers whose stories are heartfelt and heart-wrenching.

Please know, your questions and stories on Tuesday, along with what I heard from drivers, have kept me resilient and reminded me of one of our most essential cultural values, Be Yourself. We will fight for the rights of immigrants in our communities so that each of us can be who we are with optimism and hope for the future.

(Fuente de la carta original: Forbes)

Fuentes: El País, Forbes

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta