La moto más pequeña del mundo es realmente diminuta. Se llama Smalltoe y tiene unas ruedas como las de un juguete, de 1,5 y 2 centímetros de diámetro y la distancia entre los dos ejes que la montan apenas es de 8 cm. Menor todavía es la distancia que va del asiento al suelo: 6 cm. Y solamente pesa 1,1 kg.

A pesar de que pueda parecer imposible, es capaz de transportar a una persona adulta. No le pidas velocidades de vértigo, obviamente, pues su motor, derivado de un coche de radiocontrol, sólo tiene 10 cc y rinde 0,3 CV de potencia, lo justo para mover a una persona a 2 km/h durante 11 metros, distancia suficiente para que la gente del libro Guinness de los Récords homologue la marca y la moto tenga su hueco en la historia.

 

Smalltoe moto record

El invento de la Smalltoe, el sueco Tom Wiberg, es un experto en estas lides. Hace años, en 1999, ya creó la moto más grande del mundo, la Bigtoe, que tenía un motor V12 que había pertenecido a un Jaguar E-Type. Su marca no duró mucho tiempo y hoy aquella moto ha sido ya superada.

El bueno de Tom debía estar ansioso de volver a figuar en el libro, de ahí que decidiese volver a intentarlo desde el polo opuesto, creando la moto más pequeña del mundo. El resultado, como ves, cabe en la palma de la mano y su nombre Smalltoe (dedo de pie pequeño) tiene su explicación, ya que es necesario colocarse en los pies unas plataformas metálicas específicas, que posteriormente se acoplan a la moto. A partir de ahí, como verás en el vídeo a continuación, solamente falta arrancar… y mantener el equilibrio en la pequeña montura:  para poder poner los pies y, con mucho equilibrio, empezar a rodar.

Lo sabemos… quieres ver a Bigtoe en acción. Pues ahí va, forastero:

Vía: Tom Wiber

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta