El objetivo de todo fabricante de automóviles es la satisfacción del cliente y su fidelidad. Para ello se buscan fórmulas atractivas que no sólo respondan a las necesidades de movilidad sino también a la situación económica del comprador. Y Renault va más allá de ofrecer bajos intereses y una financiación a medida.
La marca francesa lanza desde este mes de febrero la llamada Renault Box. Es decir, ha empaquetado la financiación con diferentes servicios para ofrecer cuotas no sólo atractivas sino más económicas.

renault_box_01Existen varias posibilidades de combinación que permiten sumar a la financiación servicios como el seguro a terceros o todo riesgo, extensión de garantía, seguro por pérdida de empleo, seguro por pérdida de carné, seguro por pérdida de vehículo…
En función de los servicios que contratemos, la cuota de financiación incluso es más barata que si sólo optáramos por financiar el vehículo. Para entendernos, es algo parecido a una hipoteca. Cuantos más servicios contratamos al banco (tarjetas, seguros del inmueble…) mejor es el tipo de interés que nos ofrecen.

Renault facilita un ejemplo bastante clarificador. Financiando 12.000 euros de un Mégane a 60 meses la cuota mensual normal sería de unos 254 euros aproximadamente. Si contratamos el Renault BOX 1- que incluye el seguro por pérdida de carné- la cuota baja a 251. Si le sumamos otro servicio como la extensión de garantía, BOX 2, la cuota es de 252 euros. Incluso añadiendo un seguro a todo riesgo el pago mensual sería de 261 euros.

Más información en www.renaultbox.es

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta