Logo de Noticias Coches
Redacción

Una miniatura exclusiva a escala 1/18

¿Por qué pagamos auténticas millonadas por una joya? ¿Qué es lo que nos impulsa a hacer esas pequeñas y caras locuras? En muchas ocasiones resultan actos reflejos insólitos que no llegamos a comprender. Resulta complicado e inverosímil comprobar la existencia de personas dispuestas a desembolsar 2 millones de libras (2.4 millones de euros). Este precio es sinónimo de adquisición de dos Bugatti Veyron reales. Es decir, en lugar de comprar un par de modelos Bugatti,  se adquiere una miniatura a escala 1/18. ¿No resulta sorprendente?

Esta miniatura, a pesar de su tamaño, es un auténtico lujo.

Que la miniatura es una auténtica exclusiva no cabe duda. Es indiscutible. Se fabricarán cuatro piezas de 7 kilos cada una. En su interior se incluyen tanto diamantes como oro. Pero esto no es lo más característico, ya que las puertas se abren, el volante gira las ruedas. Es la réplica exacta, hasta el más mínimo detalle, de un Bugatti Veyron.

Queda claro que estamos ante lo que propiamente se entiende como lujo en mayúsculas. Hay quienes, en el sector automovilístico se decantas más por la deportividad, otros en cambio, por la flema y la elegancia sibarita del lujo en su máximo esplendor. Aunque como esta situación, pocas. Quizá lo peor de todo es que seguramente estas piezas ya estén adjudicadas. ¿Surrealista? No, que va. Esto simplemente confirma lo que todos suponemos, que existen ciertas personas con tantos ceros en su cuenta del banco que no saben qué hacer con su dinero. Incluso en época de crisis.

Pero, en lugar de adquirir una miniatura de estas características, inanimada, ¿por qué no comprar un Bugatti Veyron real? Es cierto que no habrá un lugar acorde a sus dimensiones en la estantería, pero, el propietario, podrá contemplarlo igualmente e incluso, algo más que eso, podrá subirse a él y recorrer cientos de kilómetros. ¿No resulta esta alternativa algo más lógica?

Vía | Diariomotor

  • Bugatti
  • Bugatti Veyron
  • maquetas de coches