Parece que nos ha durado poco la alegría y es que si bien el mes pasado nos alegrábamos todos por el primer aumento de las ventas en meses, pasados los días se nos acaban los fondos del Plan 2000E y comienzan nuevamente los problemas.

Y no lo decimos nosotros, el presidente de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), Francisco Javier García Sanz, ha advertido de que las ventas de coches podrían caer en 100.000 unidades en 2010 si el Gobierno no renueva el Plan 2000E de ayudas directas a la compra.

La situación es grave ya que las ventas de coches caerán este año hasta un volumen de 900.000 unidades aproximadamente, lo que supone un descenso del 21% con respecto al año 2008, pero es que para el 2010 si no se renovaran las ayudas estaríamos hablando de 800.000 unidades.

El coste real de la financiación por parte del gobierno para el Plan 2000E es de un 10% ya que el resto, es decir el 90% se recuperaba vía impuestos, si a eso le añadimos que la industria del automóvil supone el 10% del empleo de España, que el vigente Plan ha agotado los 100 millones de € destinados para 12 meses en tan solo 6 meses y que se han recuperado las ventas en los últimos meses, no hace falta convencer a nadie sobre la necesidad de seguir con este medida.

El presidente de Anfac ha indicado que ha pedido a los ministerios de Economía e Industria, así como al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, la continuidad de las ayudas a la compra, ya que el Plan 2000E está a punto de agotar su presupuesto y todavía desde el gobierno nadie ha dicho nada.

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta