¿Qué hacer cuando se tiene un avión abandonado y una pickup? Bueno, si eres Jeff Bloch, lo mejor es llamar a unos amigos y empezar a soldar uno con otro hasta crear un avión que también es un coche, y bautizarlo como Spirit of Lemons (que suena a espíritu de Le Mans, pero significa “espíritu de los limones”).

Se trata (que nosotros sepamos) del primer avión legal para circular por la calle. Desde luego, en nuestra lista de prioridades situaríamos antes un coche que vuela que un avión que rueda… pero bueno, démosle un poco de tiempo al bueno de Jeff.

El Spirit of Lemons se construyó para participar en una carrera llamada 24 horas de Lemons, una prueba de resistencia para coches extravagantes. Bloch y su avión-coche ganaron un premio aunque, según su creador “no tiene nada que hacer en la pista, pero sin embargo hizo todo lo posible”.

Hace unas semanas, Bloch consiguió homologar su Spirit of Lemons para circular por la calle, añadiéndole faros, intermitentes, luces de freno y su seguro de responsabilidad civil. Bloch dice que el mayor problema ahora es que el resto de los conductores se centren en la carretera y en conducir sus propios vehículos en lugar de quedarse como pasmarotes mirando su avión-coche.

Bloch quiere participar con su extraño vehículo en más carreras, e incluso planea conducir por todo Estados Unidos junto a su hermano. Lo dicho: debería pensar ya en ponerle unas alas de nuevo y hacer un coche que vuele. Mientras se decide, puedes verle en acción en este vídeo de Barcroft TV:


Fuente: Youtube Barcroft TV

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta