El calor del verano y el frío del invierno son las dos estaciones en las que es más necesario poner en funcionamiento el climatizador para llevar una temperatura más agradable en el interior del coche. Aunque pueda parecerlo, este habitual gesto no es gratuito, sino que supone un gasto, sobre todo en la mayoría de coches eléctricos, ya que reduce mucho su autonomía.

Es precisamente por eso que las marcas Puede que activar el climatizador deje de ser porblemático en este sentido, sobre todo si sale adelante esta investigación de Jaguar y Land Rover. Están diseñando un sistema que mantiene una temperatura agradable sin necesidad de un mecanismo de climatización.

La idea con la que trabajan los ingenieros se basa en hacer del coche una auténtica burbuja. De este modo, aunque el coche este expuesto a temperaturas extremas, el interior siempre mantendría una temperatura confortable. Y ¿cómo conseguir esto? La clave está en utilizar acristalamientos capaces de ajustarse al rendimiento térmico del habitáculo en función del tiempo que haga en el exterior.

climatizador jaguar 3

 

También Jaguar y Land Rover tienen el mente el denominado Warn Air Blanket, que consiste en transformar superficies tales como los tapizados, paneles, salpicadero y el techo en un difusor del climatizador, a través de superficies porosas encargadas de intercambiar calor. Se trataría de una climatización pasiva, en la que el coche no necesitaría ventiladores ni un sistema de climatización como tal. Esta tecnología estaría un escalón por encima, en cuanto innovación se refiere, a los ya conocidos asientos calefactables.

 

También aseguran que están trabajando en el proyecto Carbio Project, con el que se ahorra peso y se mejora en aislamiento, reduciendo así las vibraciones. Se trata de la utilización de fibra de carbono y de distintas resinas, lo que supone una reducción de peso del 28% respecto al aluminio y un 55% en comparación con el acero.

 

Estamos ante un proyecto bastante interesante, que puede revolucionar el mundo de los climatizadores, sobre todo a al hora de aplicarla en los futuros coches eléctricos de Jaguar Land Rover. ¿El ahorro en combustible podría compensar el coste que supondría implementar esta tecnología en coches de serie? Todavía es algo pronto para aventurar tal cosa, pero cualquier ahorro energético es bienvenido.

Fuente: Jaguar Land Rover

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta