El Peugeot 3008 es un monovolumen compacto con alma de SUV (¿o era al revés?) que le da bastantes alegrías a la marca del león. Tras los 208 y 308 este es el modelo que mejor se vende, de hecho en 2014 acabó tercero en ventas de su segmento, tras los Ford C-Max y Citroën C4 Picasso.

Ahora la marca presenta el Peugeot 3008 Crossway, una serie especial que aumenta el nivel de equipamiento y de distinción de este modelo con algunos elementos diferenciadores. Se ha realizado sobre el nivel de acabado Allure, el más alto de la gama actual, e incluye de serie el detector de obstáculos trasero y delantero, la cámara de visión trasera, el guarnecido de asientos en cuero alcántara especial Crossway y detalles de diseño como los embellecedores de umbral de puertas o logotipos específicos identificativos de esta edición especial. No falta el Grip Control, un sistema de mejora de la adherencia.

Peugeot 3008 Crossway 2015 interior

Esta serie especial está disponible con tres motorizaciones que cumplen la normativa Euro 6 de emisiones (con consumos medios homologados desde 4,1 l/100 km y emisiones desde 108 g/km de CO2). En la oferta de gasolina encontramos al 1.2 Pure Tech de 130 CV. Las otras dos motorizaciones son diésel, un 1.6 BlueHDi de 120 CV y un 2.0 BlueHDi de 150 CV de potencia.

El pequeño de los diésel puede combinarse con una caja de cambios manual de seis velocidades o una automática por convertidor de par EAT6 también con seis relaciones. Ya está a la venta con un precio que arranca en los 23.600 euros, para la versión con motor de gasolina.

Fuente: Peugeot

1 COMENTARIO

Deja una respuesta