Las nuevas tecnologías han aterrizado en nuestra vida en un abrir y cerrar de ojos y nuestro automóvil ha ido recogiendo todos los avances para mejorar la usabilidad y la operatividad de sus dispositivos. Pero lo cierto es que muy pocos conocemos los riesgos que puede conllevar esa conectividad instalada de forma revolucionaria en todos los nuevos modelos que van patentando las marcas.

La Federación Internacional del Automóvil (FIA) y los clubes que pertenecen a ella, entre ellos el RACE, han presentado este miércoles  en la sede del Parlamento Europeo de Estrasburgo un estudio en el que se revela qué tipo de información es la que recogen y transmiten los nuevos coches y la preocupación de los consumidores ante esta situación.

La investigación se ha centrado en dos tipos de vehículos: un vehículo convencional de combustible y un vehículo eléctrico. Los estudios demostraron que el coche es capaz de registrar informaciones que van desde la ubicación del vehículo hasta la información personal sincronizada con el coche desde teléfonos móviles. Sin olvidar la creación de perfiles de usuario, o la duración de cada uno de los viajes que realiza el vehículo. Toda esta información es rastreada y transmitida al fabricante en cuestión.

BMW Serie 7 2016 tecnologia 15

Los datos recogidos llevaron a la FIA decidió a llevar acabo una encuesta a 12.000 conductores de 12 países europeos. Como te hemos comentado anteriormente, pocos eran conscientes de la cantidad de información que su coche nuevo podía registrar pero al ser conscientes de la realidad, su interés por el tema aumentó.

El 90% de los encuestados opina que los datos del vehículo pertenecen al propietario o a su conductor. Al mismo tiempo están preocupados por piratería de vehículos y el seguimiento del vehículo (95%), por la divulgación de la información privada (88%) y por la comercialización de sus datos personales (86%).

datos privacidad coche nuevo

Con estos resultados, la FIA solicitó la necesidad ante los eurodiputados la necesidad de regular la situación de forma legal. El presidente de la FIA, Thierry Willemarck, afirmó que “los coches conectados ya están en el mercado, y son capaces de registrar datos del consumidor y transmitirlos de forma privada. Ahora es el momento de que los responsables políticos tomen una posición firme y defiendan a los consumidores”. A lo que la eurodiputada Evelyne Gebhardt agregó que los consumidores tienen derecho a saber qué datos están compartiendo cuando conducen sus coches, así como tener la posibilidad de cortar dicha comunicación.

Para concienciar sobre esta situación, la FIA y los clubes pertenecientes han iniciado una campaña bautizada My car my data (mi coche, mis datos) con el objetivo de concienciar a los usuarios del envío de estos datos y para exigir a las autoridades una legislación que regule la situación que incluya una protección de datos, una competencia leal y permita la libre elección.

La llegada de las nuevas tecnologías a nuestros vehículos ha mejorado la conectividad con los dispositivos que utilizamos en nuestro día a día como el smartphone, la tablet… Pero no debemos olvidar el riesgo que esta hiperconectividad conlleva y que ante todo, está nuestra privacidad. A continuación te dejamos un vídeo explicativo que te ayudará a comprender la complejidad de esta situación y los pasos que has de dar ara evitar (en parte) esta situación.

Fuente: My Car my data

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta