Las neveras de los supermercados se vuelven más eficientes gracias a la aerodinámica de la Fórmula 1. Así lo anuncia la escudería Williams en su página web. Y no es ninguna tontería. Williams Advanced Engineering, la división de la firma que comercializa la tecnología derivada de sus investigaciones para la Fórmula 1, ha colaborado con la Start Up británica Aerofoils Energy para desarrollar un dispositivo aerodinámico que reduce el consumo de energía de los refrigeradores de los supermercados y demás establecimientos que utilicen estas neveras industriales.

Un gran porcentaje de los costes de un supermercado viene influido por el alto consumo de energía que suponen los refrigeradores. El constante gesto de abrir y cerrar las puertas de los congeladores dispara el consumo de energía y mantener aquellos que no son herméticos, que además son incómodos y ahuyentar al consumidor por el conocido “síndrome del pasillo frío”, es muy caro.

Por este motivo, Aerofoils Energy y Williams han diseñado unos refrigeradores que controlan la dirección del flujo del aire. Se trata de un sistema aerodinámico que se conecta en cada estante de la nevera para mantener el aire frío dentro y así no obligar a la máquina constantemente a enfriarse, con el coste energético que eso supone. Al no salir al exterior, tampoco afecta al comprador en su experiencia de compra y, claro, no abandona el pasillo tan rápido, para beneficio de la empresa.

f1_neveras2Por ahora, varios supermercados están probando esta novedosa tecnología y parece que los resultados son prometedores. Sainsbury, la segunda mayor cadena de supermercados del Reino Unido, tiene 1.100 tiendas y consume el 1% del total de la energía de Reino Unido. Su idea es reducir este consumo un 30% en 2020 y parece que la implantación de esta tecnología en sus locales puede ayudarle a conseguir este objetivo.

Para Craig Wilson, director general de Williams Advance Engineering, este avance es una muestra de cómo las investigaciones de la Fórmula 1 y sus innovaciones pueden tener un beneficio para la sociedad y el medio ambiente. Según la escudería, esta nueva tecnología tiene un gran potencial que se podrá globalizar y ayudar a reducir la contaminación. Sin duda es una propuesta interesante que si se generaliza podría ayudar a implantarse en las neveras de nuestras casas, permitir un ahorro de los hogares, ya que es el electrodoméstico que más coste acarrea a las familias, y contribuir a crear aparatos cada vez más sostenibles.

Fuente: Williams Advanced Enginnering

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta