El Honda Civic 2017 se trata de la décima generación de un modelo histórico. Su lanzamiento data del año 1972, por lo que nos encontramos con un compacto que lleva más de 40 años en el mercado. Y esta permanencia ha estado ligada casi siempre a buenas cifras de ventas, en total más de 24 millones de unidades vendidas en este periodo. Y ahora tenemos la oportunidad de compartir unos kilómetros con este ejemplar, sin duda el más popular dentro de la marca japonesa.

El cambio generacional supone un gran paso adelante para Honda, ya que su objetivo es devolver al Civic su carácter global. En los últimos años el compacto se había comercializado con diferentes carrocerías en función de cada país. De esta forma nos encontrábamos con que en Europa o Japón se vendía el Civic hatchback (5 puertas), mientras que en Estados Unidos se comercializaban los Civic sedán y coupé. Esto no pasará con la actual generación, que tiene una carrocería que parece adaptarse a todas las necesidades.

Una de las claves para conseguir este propósito es que está asentado sobre una nueva plataforma. Utiliza materiales como el acero de alta resistencia para mejorar en un 52% su rigidez torsional y además es muy liviana, hasta 16 kg más ligera que la anterior. El reparto de pesos es más equilibrado (61-39) y promete un comportamiento mejorado gracias al eje trasero multibrazo y a los nuevos motores turboalimentados que veremos más adelante.

Exterior

El Honda Civic siempre ha sido un compacto que ha levantado cierta controversia en el apartado estético. O te encanta o lo odias. Las líneas arriesgadas de este modelo han sido una seña de identidad en los últimos años, por algo la octava generación se ganó el sobrenombre de “nave espacial”. Aunque lo cierto es que esta décima generación rompe con lo anterior, pero manteniendo ese diseño arriesgado y transgresor que lo caracteriza.

Cuando decimos que cambia, nos referimos a que es más agresivo que nunca, su carrocería está repleta de zonas angulosas que acentúan su dinamismo. Más aún en las versiones Sport y Sport Plus, como la que hemos podido conducir. En el frontal estrena unos rasgados faros delanteros LED que quedan enmarcados en una parrilla ancha y baja, acabada en color negro en algunas versiones. La parte baja del paragolpes mantiene esa deportividad gracias a unas tomas de aire de tamaño considerable.

La vista lateral también es muy dinámica, prácticamente clavada a la del Civic Hatchback Concept, con los intermitentes situados en cerca de los pasos de rueda delanteros. Las llantas de 17 pulgadas de nuestra unidad también estrenan diseño y ahora la carrocería puede ser pintada con hasta siete colores. Pero dejando a un lado la personalización y volviendo al diseño, si miramos el perfil da la sensación de tener una carrocería realmente baja y la caída del techo tiene un cierto aire de familiar.

La zaga es sin duda una de las partes más llamativas del compacto. Encontramos un pequeño alerón que sale del techo y más abajo hay un segundo spoiler que divide la luneta trasera (como ya es costumbre en este modelo). Los nuevos pilotos traseros se unen al spoiler por la parte superior y cobran protagonismo gracias a su forma de ‘C’. El paragolpes es igual de llamativo debido a las ‘falsas’ rejillas o al llamativo tubo de escape, con una doble salida central, que es un rasgo de los acabados Sport y Sport Plus.

Interior

Nada más entrar al habitáculo nos damos cuenta de su amplitud. No algo casual, ya que estamos ante el Civic más grande de la historia. Mide 4,52 metros de largo, una longitud cercana a un segmento superior y que es 15 cm mayor que su antecesor. De ancho mide 1,8 metros (3 cm más) y de alto 1,42 metros (2 cm menos). Si a esto le sumamos una distancia entre ejes de 2,7 metros (10 cm más) nos encontramos con uno de los interiores más grandes del segmento C.

Las plazas delanteras llaman la atención por su comodidad y amplitud en todas sus cotas. El puesto de conducción ahora es más deportivo y puedes ir 35 mm más cerca del suelo que en su predecesor. No es difícil coger la postura ideal y lanzarse a hacer kilómetros. La visibilidad delantera es notable, aunque la trasera está un poco más limitada por el tamaño de la luna y su división por el spoiler trasero, pero es fácil acostumbrarse.

Las plazas traseras también son bastante espaciosas y lo postulan como un referente en el segmento. Destacan sobre todo en cuanto a espacio para las piernas, mientras que el espacio para la cabeza será algo más limitado por la caída del techo y podría llegar a molestar a los más altos. Otra desventaja es que la plaza central carece de forma y tiene un túnel de transmisión bastante prominente, por lo tanto no es muy aconsejable para adultos en viajes largos.

Además de espacioso, el del nuevo Honda Civic es un interior más refinado y maduro, bastante más serio que el exterior nos atreveríamos a decir. Mejora la calidad percibida gracias a materiales agradables al tacto y bien ajustados. También más tecnológico, pues ahora goza de una instrumentación totalmente digital con una pantalla TFT de 7 pulgadas que muestra el cuentarrevoluciones, el velocímetro y el resto de daros necesarios del ordenador de a bordo.

En la consola central está situada la pantalla táctil de 7 pulgadas que controla el sistema multimedia Honda Connect. Su funcionamiento es intuitivo y cuenta con ventajas importantes como la navegación de Garmin o conectividad con Apple CarPlay y Android Auto. Por debajo están unos mandos para la climatización bastante simplificados y más abajo un hueco para poner el smartphone con carga inalámbrica. Otro aspecto reseñable es la cantidad de huecos portaobjetos repartidos por el habitáculo.

Maletero

Las dimensiones del nuevo Honda Civic también se notan en su maletero. Se coloca como el líder del segmento C con nada menos que 478 litros de capacidad, un incremento de 77 litros respecto a la generación anterior. La boca de carga es muy ancha, aunque sus formas no son del todo aprovechabes. Los asientos traseros se pueden abatir en dos partes (60:40) y de esta forma el volumen crece hasta los 1.267 litros.

La principal peculiaridad es que carece de la tradicional bandeja rígida, en su lugar hay una especie de cortinilla enrollable que va desde un lateral al otro y que no permite poner objetos pesados encima. Otro detalle llamativo es que las versiones Sport y Sport Plus tienen un maletero de 420 litros. El motivo de la reducción de espacio no es otro que el llamativo tubo de escape, pues la doble salida central resta espacio a esta zona.

Equipamiento

La décima generación del Honda Civic se comercializa en nuestro país con hasta seis niveles de acabado. Van en función a la mecánica escogida, habiendo tres disponibles para el 1.0 VTEC Turbo y otros tres para el 1.5 VTEC Turbo. Una de las ventajas es que todos ellos (excepto el más básico Comfort) llevan el sistema Honda Connect, que incluye la pantalla de 7 pulgadas, la conectividad y la aplicación My Honda con varias funciones para interactuar con el coche.

Este compacto también destaca en materia de seguridad gracias al Honda Sensing, que viene de serie en toda la gama. Se trata de un conjunto de asistentes a la conducción que incluye sistema de prevención y mitigación de impactos, avisador de cambio involuntario de carril o ayuda de permanencia en la carretera. No faltan otros sistemas como el reconocimiento de señales de tráfico, el control de crucero adaptativo. avisador de ángulo muerto o la alerta del tráfico cruzado.

Pasando al equipamiento de los acabados, el 1.0 VTEC arranca con el Comfort (el más básico) que ya cuenta con elementos como llantas de 16 pulgadas, asientos delanteros calefactables o climatizador automático. Por encima está el Elegance que añade las llantas de 17 pulgadas, sensores de aparcamiento y cámara trasera o cristales tintados. El tope para este motor es el Executive que suma techo solar, faros LED o sistema de audio premium con 11 altavoces.

El 1.5 VTEC puede ir con el acabado Sport, que cuenta con un kit aerodinámico deportivo, doble escape central o iluminación de los indicadores en rojo. Se puede completar con el Sport Plus que añade cargador inalámbrico, sistema de apertura y arranque inteligente o suspensión adaptativa delantera y trasera. El tope de gama es el acabado Prestige que cuenta con parrilla y tiradores exteriores cromados, tapicería en piel/símil de pie y asientos traseros también calefactables.

Motor

La gama de motores del Honda Civic es totalmente nueva. De momento solamente están disponibles las dos mecánicas de gasolina turboalimentadas que han confirmado la desaparición de motores atmosféricos de la gama de este modelo. Habrá motores diésel i-CDTi que llegarán a finales de año. El bloque de acceso es el 1.0 VTEC Turbo, un tres cilindros que desarrolla 129 CV y 200 Nm (180 Nm con cambio CVT), y que quiere destacar por su eficiencia al homologar un consumo combinado entre 4,8 y 5,1 l/100km.

El tope de gama (hasta la llegada del temible Honda Civic Type R) es el 1.5 VTEC Turbo, un cuatro cilindros que llega para sustituir al anterior VTEC de 1.8 litros. Esta mecánica desarrolla 182 CV y 240 Nm de par (220 CV con CVT), es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 8,2 segundos y su consumo está situado entre 5,8 y 6,1 l/100 km. Como hemos visto, ambas mecánicas se pueden asociar a un cambio automático de seis velocidades o a uno automático CVT.

Comportamiento

En nuestra toma de contacto hemos podido ponernos al volante del Honda Civic 1.5 VTEC Turbo de 182 CV, un modelo que a priori destacará a nivel dinámico. Nada más arrancar el motor destaca su suavidad y refinamiento, es bastante silencioso y apenas vibra. En los primeros metros notamos que su respuesta es muy lineal, la entrega de potencia se hace de forma progresiva y sin escalonamientos. Además es un motor lleno (incluso desde bajas vueltas) que se siente a gusto en cualquier parte del cuentarrevoluciones.

Presenta un comportamiento ágil, algo sorprendente teniendo en cuenta el incremento de sus dimensiones. Sin embargo, el peso no se ha elevado y tenemos un compacto que subiéndolo a la báscula pesa entre 1.239 y 1.397 kilos. Se nota sobre todo en la facilidad de conducción, con unos cambios de apoyo muy buenos y un paso por curva rápido y preciso. Aunque no hayamos tenido la oportunidad, es un coche que invita a comprobar su buen hacer en un puerto de montaña.

Este dinamismo implícito que encontramos en el nuevo Civic se debe a su suspensión y dirección. Por primera vez se utiliza un eje trasero multibrazo que sustituye a la anterior de barras de torsión. Con este elemento gana enteros y se convierte en un coche con mayor aplomo, con un equilibrio casi perfecto entre comodidad y dinamismo. En el acabado Sport Plus que probamos además contamos con suspensión adaptativa, un elemento recomendable y que tiene dos modos de conducción.

A esto hay que sumar el buen hacer de la dirección asistida eléctrica, que es otra de las novedades del nuevo Honda Civic. Destaca por la precisión y también por devolver bastante información al conductor. No podemos hacer una referencia al consumo debido a la corta duración de nuestra toma de contacto, aunque no da la sensación de que serán bastante ajustados. Nos quedamos con las ganas de una prueba más a fondo y de ‘catar’ la mecánica 1.0 VTEC y también el cambio CVT.

Veredicto coches.com

El Honda Civic es uno de los compactos por excelencia. Tras más de cuatro décadas en el mercado, llega está décima generación para romper con lo anterior y ofrecer un modelo global que se fabrica en Swindon (Reino Unido) para todo el mundo. El diseño seguirá siendo un punto diferencial respecto a la competencia y la tecnología se ha actualizado para estar al nivel y lleva por bandera el Honda Connect (infoentretenimiento) y el Honda Sensing (seguridad).

También hay que destacar que es el Civic más grande jamás hecho. Sus dimensiones le acercan a segmentos superiores y eso contribuye a que sea un referente en cuanto a habitabilidad interior y maletero (478 CV). En cuanto a sus mecánicas, se despide de los atmosféricos como ya han hecho otras marcas y llegan los nuevos 1.0 VTEC y 1.5 VTEC. Para los diésel todavía habrá que esperar unos meses. A nivel dinámico no tiene taras y se convierte en una opción interesante para los que busquen un equilibrio entre sensaciones y confort.

Precios Honda Civic en España

MOTOR CAMBIO ACABABO PRECIO
1.0 VTEC Turbo 129 CV Manual 6v Comfort 22.140 €
1.0 VTEC Turbo 129 CV Manual 6v Elegance 24.040 €
1.0 VTEC Turbo 129 CV Manual 6v Executive 27.340 €
1.0 VTEC Turbo 129 CV CVT Comfort 23.400 €
1.0 VTEC Turbo 129 CV CVT Elegance 25.840 €
1.0 VTEC Turbo 129 CV CVT Executive 28.640 €
1.5 VTEC Turbo 182 CV Manual 6v Sport 26.880 €
1.5 VTEC Turbo 182 CV Manual 6v Sport Plus 28.880 €
1.5 VTEC Turbo 182 CV Manual 6v Prestige 29.820 €
1.5 VTEC Turbo 182 CV CVT Sport 28.180 €
1.5 VTEC Turbo 182 CV CVT Sport Plus 30.180 €
1.5 VTEC Turbo 182 CV CVT Prestige 31.120 €

Lo mejor

  • Mecánicas de gasolina potentes y refinadas
  • Amplitud de las plazas traseras y del maletero
  • Posición de conducción idónea

Lo peor

  • Dimensiones cercanas a un segmento superior
  • Ausencia de bandeja en el maletero
  • Gama de motores limitada hasta la llegada de los diésel

Agradecimientos a Autoser Automóviles por la cesión del vehículo

Galería de fotos:

Ver galeria (36 fotos)

2 COMENTARIOS

Deja una respuesta