¿Imaginas ir conduciendo y que de repente el apocalipsis suceda delante de tus ojos? Esto fue lo que les sucedió a estos conductores. Iban tranquilamente por una carretera rodeada de árboles y de repente todo comienza a desparramarse a su al rededor.

Al principio del vídeo podemos ver como este coche circula por una carretera aparente idílica, rodeada de árboles verdes y sin duda, con un paisaje casi paradisíaco. Pero la calma durará poco tiempo. En el momento más inesperado, un árbol se derrumba a unos 100 metros de donde el coche está grabando.

Aunque esto no se queda así. Como si de un dominó se tratase, los árboles circundantes al primero comienzan a desplomarse poco a poco. En un primer momento el conductor para el coche, aunque lo que nunca imaginó es que este desplome masivo se expandiría poco a poco.

El coche empieza a echarse hacia atrás, aunque de forma inesperada vemos como un árbol cae encima del vehículo. Literalmente, como si se tratase del apocalipsis definitivo, los árboles caen sin ningún tipo de coherencia. Después de que un primer árbol golpeé el coche, vemos que inmediatamente comienzan a caer más árboles delante del primero.

Aunque la desdicha de los pasajeros de este vehículo no acabará ahí, ya por el final del vídeo volvemos a ver como un segundo árbol amenaza con volver a golpear el coche, aunque de nuevo, y afortunadamente, los pasajeros vuelven a salir ilesos de la situación.

Las causas de este fenómeno son desconocidas, algunos apuestan por un leñador que quizá se “emocionó un poco talando árboles”, otros piensan que se trata de una desafortunada casualidad. Sea como sea, si en alguna ocasión nos encontrásemos en la misma situación que estos conductores, lo primero que se nos vendría a la cabeza es que muy probablemente se trata del apocalipsis, aunque ya una vez pasado el susto y echando la vista atrás seguro que se nos ocurren otras explicaciones quizá un poco más realistas.

Vía: Fogonazos

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta