Seguro que no te has olvidado de aquel conductor pillado por la Guardia Civil cuando utilizaba un maniquí en el asiento del copiloto (una de las multas más extrañas puestas en España) para poder utilizar el Carril Bus-VAO sin que le multen. La imagen se convirtió en viral cuando fue mostrada en todos los telediarios y las redes sociales, cómo no, tuvieron diversión para rato.

Pues ahora, gracias a la publicación de un video de la British Pathé, una productora de noticias británica, sabemos que no se trata de una historia inédita ni mucho menos original.  Como puedes ver en el video, ya en 1959, la picaresca de los conductores para evitar multas no conoce ni límites ni nacionalidades.

maniqui multas aparcamiento

En este caso se trata de un conductor alemán que utiliza un maniquí, pero en su caso no es para circular, sino para poder aparcar donde quiera y olvidarse de multas. Al salir del vehículo lo coloca debajo del coche, simulando que ha sufrido una avería y que está arreglándolo, de modo que los controladores pasan de largo sin mucha preocupación. Nos ha resultado tan peculiar como el de aquella mujer china que “inventaba” plazas de aparcamiento.

Fuente: Youtube British Pathé

1 COMENTARIO

  1. […] Hablar de multas de vez en cuando es casi una obligación. Y es que hay veces que los motivos que llevan a los agentes a sancionar a un conductor son cuanto menos surrealistas. Ya os hemos hablado en otro momento de multas extrañas o sorprendentes que no pocos han recibido en sus casas y que siguen recibiendo. Como la picaresca para evitarla, antigua como el trabajo del agente de movilidad. […]

Deja una respuesta