Si te hablan de Inglaterra y caza te imaginas esas bucólicas escenas de la caza del zorro (bucólicas menos para el zorro, claro), con un montón de aristócratas matando el tiempo a caballo, con docenas de perros de caza persiguiendo a un pobre raposo. Esa escena, que engalanó mil y un rancios salones en las casas de nuestras abuelas y sus amigas ha pasado a mejor vida.

Y es que la caza del zorro ya se prohibió (para desgracia de Carlos de Inglaterra, al que solo le queda desfogarse con Camila) y ahora la gente pudiente debe practicar su puntería con los platos. Eso sí, hay formas y formas de hacerlo. Y si eres un hacha de esto, como Philip Thorrold, eso de disparar tranquilamente de pie, no va con él.

disparos Ferrari SA Aperta

El bueno de Thorrold ha llamado a un amigo para hacer una exhibición de su buena puntería mientras el otro conduce. Y no creas que un coche cualquiera. Su colega aparece con una de las 80 unidades del Ferrari 599 SA Aperta que se han fabricado, en un llamativo color amarillo que contrasta con el rojo de los cartuchos que van saltando.

John Wayne estaría orgulloso de él. Clint Eastwood, también. Pero esperemos que no se convierta en una moda, pues pocos tendrán el arte de Philip Thorrold con esa escopeta, disparada al ritmo que marca el V12 mientras derrapa.

Vía: Jalopnik

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta