Logo de Noticias Coches
Llave Coche Alarma (2)
Luis Blázquez

La alarma del coche no se apaga: ¿Por qué? ¿Qué puede hacer?

La mayoría de las veces, la alarma del coche es una parte útil de la seguridad del automóvil, diseñadas para disuadir a los ladrones llamando la atención visual y sonoramente. Pero, de vez en cuando, la alarma suena sin razón aparente. Esto no solo es una molestia, sino que corremos el riesgo de empeorar la relación con los vecinos. Y si la alarma en sí es defectuosa corres el riesgo de invalidar la póliza del seguro. Entonces, ¿cómo arreglas una alarma que sigue sonando?

Puede haber muchas razones por las que la alarma del vehículo no se calle. Algunas pueden ser una solución rápida y sencilla, mientras que otras pueden ser un signo de un problema mayor. Las razones más comunes por las que se activan las alarmas de los automóviles son: un mal funcionamiento de la llave, que el sensor del cierre del capó esté sucio, que haya una maña instalación de alarma, que la batería del coche esté en las últimas, que los sensores no estén pasando por su mejor momento o, simplemente, por problemas de cableado.

Sí, parecen muchas cosas que comprobar. Pero para eso estamos aquí, para desgranar todo en pequeños apartado con los posibles motivos de una insaciable alarma y cómo hacer que se silencie. En caso de que no acertemos con ninguna de las problemáticas propuestas, hay también formas de apagarla completamente, aunque dejará de cumplir con su propósito, la de estar pendiente de que ningún amigo de lo ajeno quiera hacerse con tu montura.

¿Por qué sigue sonando la alarma del coche?

La llave no funciona correctamente

La llave envía una señal al vehículo para indicarle que bloquee y desbloquee las puertas. Es esta señal la que explotan los ladrones expertos en tecnología. Si la batería de este control remoto está baja, es posible que la señal no sea lo suficientemente fuerte, lo que deriva en que que la alarma suene.

Una forma rápida y sencilla de resolver esto es reemplazar las pilas de la llave. La mayoría de ellos utilizan unas pilas de botón circular. Puedes comprarlas en casi cualquier lugar que venda pilas normales, como en un supermercado. Si esto no funciona, es posible que haya un problema con la misma llave. Si es el caso, en principio, un mecánico calificado debería poder restablecer la conectividad entre coche y llave por ti.

El sensor de cierre del capó sucio

La mayoría de los capós tienen un sensor debajo que detecta cuando alguien intenta abrirlo a la fuerza. Este sensor podría dispararse por sí solo, lo que probablemente se deba a una acumulación de suciedad y mugre. La solución a este problema es sencilla: limpia bien el cierre del capó. Y si eso no resuelve el problema, podría ser que existiera un problema con la conexión del pestillo propiamente dicho. Esto, probablemente, requerirá de un viaje al taller.

Una mala instalación de la alarma

La mayoría de los coches modernos tienen alarmas e inmovilizadores de motor instalados de serie. Pero si deseas agregar uno a un coche más antiguo, es mejor dejarlo en manos de un mecánico calificado. De lo contrario, corres el riesgo de contar con conexiones sueltas, configuraciones incorrectas o un cableado desalineado. Entonces, si la alarma del coche se sigue encendiendo gratuitamente sin motivo, vale la pena investigarlo.

La batería del coche está baja

La batería alimenta todos los componentes eléctricos del coche, incluida la alarma. Cuando esta comienza a agotarse, la alarma puede empezar sonar solo para indicarte que necesita un reemplazo. Es una ironía cruel, entonces, que tener la alarma del coche sonando toda la noche, probablemente, agote la batería del todo.

Verifica los niveles de la batería para asegurarte que tiene suficiente energía. También vale la pena revisar los bornes en busca de óxido y corrosión, porque cualquier cosa que pueda interrumpir la conexión podría ser responsable. Si la batería del coche está sensiblemente baja o completamente agotada, es posible que sea el momento de ir a comprar una nueva.

Problemas con los sensores

Actualmente, los coches parecen tener sensores en todas partes, y cuanta más tecnología tienes, más sensores hay. Muchos de estos sensores están ahí para evitar un robo, incluidos los de inclinación, de proximidad, de puertas y hasta de micrófono.

Si alguno de estos sensores se bloquea o está dañado, podría enviar una señal defectuosa al coche. Esto podría hacer que la alarma suene, incluso cuando no haya nadie cerca. Consulta el manual de propietario para ubicar los sensores en tu coche. Asegúrate de que estén libres de suciedad, y si eso no funciona, mira si puedes reducir la sensibilidad de ciertos sensores.

Problemas con el cableado

El problema también podría estar en el sistema de cableado que se conecta a la unidad de control electrónico del coche (ECU). Si estos cables no están en buenas condiciones o no se conectan correctamente, pueden activar la alarma. Este podría ser el caso si, por ejemplo, los faros parpadean cuando suena la alarma. O si otra parte del vehículo falla al mismo tiempo.

¿Cómo apago la alarma del coche?

¿Estás harto de despertarte en medio de la noche con el sonido de la alarma de tu coche a todo volumen? Aquí hay algunas cosas que podría intentar lo siguiente:

Bloquea/desbloquea el coche. Intenta desbloquear el coche con la llave. Con un poco de suerte, una vez que el vehículo detecte una señal legítima para utilizarlo, dejará de ser tan dramático. Si no, prueba a abrir el coche con la llave física.

Arranca el coche. Prueba a encender el motor para ver si interrumpe lo que está activando la alarma del vehículo. Esta podría ser solo una solución temporal y la alarma podría sonar nuevamente tan pronto como apagues el motor, pero puede que te dé el suficiente tiempo para conducir hasta el garaje y contratar a un mecánico.

Apaga manualmente la alarma. Si tienes una alarma proveniente del mercado de accesorios, puede haber un interruptor de apagado manual. Consulte el manual para encontrar dónde se encuentra y apágala.

Desconecta la batería. Si nada de lo anterior funciona, puedes apagar la energía de la alarma desconectando la batería. Cerciórate de desconectar primero el terminal negativo (el negro). Esto significa que no puedes conducir el coche hasta que vuelvas a conectar la batería. A cambio, tendrás un poco de paz temporal.

¿Qué hago si la alarma sigue sonando?

Si la alarma del coche parece sonar con frecuencia, podría ser el momento de revisarla. Vale la pena llevar tu querida montura a un mecánico de confianza, dado que podría haber un problema subyacente. Si su coche es nuevo o has comprado una nueva alarma del mercado de accesorios, es posible que aún esté bajo garantía.

Lo mejor es cortar estos problemas de raíz lo antes posible. Si tuviste que hacer un reclamo al seguro y tu alarma estaba defectuosa, tu aseguradora podría invalidar el reclamo. Hasta es posible que descubras que eres impopular entre tus vecinos si eres tú quien los mantiene despiertos toda la noche. Y si el problema continúa por mucho tiempo, la comunidad podría declararte una molestia por ruido. Esto significa que corres el riesgo de que tu vehículo sea remolcado y tengas que pagar a posteriori para recuperarlo.

También es posible que debas devolver los costes de cualquier investigación realizada como parte de la denuncia. Entonces, para salvar la cartera, vale la pena solucionar el problema lo antes posible. Una alarma de coche persistente podría contar como una molestia de ruido reglamentaria, especialmente si sigue sonando durante la noche. Y si escuchas como dicho sonido se va alejando, tal vez es porque sí que te estén robando el coche. En ese caso, llama a la policía o al teléfono de emergencias.

  • averías