Artboard
Inicio>Marcas>Mercedes>Clase C Cabrio 2018
Mercedes Clase C Cabrio 2018 Mario Nogales 21/03/2018

Tras el lanzamiento del Mercedes Clase C 2018, solo era cuestión de tiempo que llegase su atractiva variante descapotable. El nuevo Mercedes Clase C Cabrio 2018 recibe unos cuantos cambios para superar al anterior modelo que databa de 2016. A nivel estético hay algunos retoques para mantenerlo actualizado, la tecnología ahora es más avanzada al introducir nuevos elementos y la gama de motores se beneficia de la microhibridación.

El diseño del Clase C Cabrio es ahora más dinámico con unos paragolpes rediseñados ,con la parrilla efecto diamante o con faros LED de serie (opcionalmente puede equiparlos Multibeam LED por primera vez).En la zaga se rediseñan los pilotos LED y las salidas de escape, mientras que el conjunto se puede pintar con nuevos tonos. Como siempre, la línea AMG tendrá una presencia más deportiva gracias a algunos elementos específicos.

En el interior del Mercedes Clase C Cabrio hay cambios aún más perceptibles. De serie viene con la instrumentación de relojes tradicional y una pantalla de 7 pulgadas, pero opcionalmente se dispone la instrumentación digital de 12,3 pulgadas y una pantalla principal de 10,25 pulgadas. El volante cuenta con controles táctiles cono en otros modelos y aparecen nuevos materiales como la madera de nogal o de roble para el habitáculo.

Mercedes Clase C Cabrio 2018. Motores

La gama mecánica inicial será algo limitada, pero se ira completando en los meses siguientes a su lanzamiento. Por la parte de la gasolina el protagonista es el C 200, que introduce una nuevo motor de gasolina de cuatro cilindros y 1.5 litros, que incorpora un sistema eléctrico de 48 voltios para ofrecer la microhibridación que en Mercedes llaman EQ Boost. Desarrolla 184 CV y 280 Nm de par (más 14 CV en función EQ Boost). Más adelante llegará un 2.0 litros.

El tope de gama (hasta la llegada de los V8) será el Mercedes-AMG C 43 4MATIC Cabrio, con motor V6 de 3.0 litros y 390 CV y 520 Nm de par. Por la parte del diésel aparece el C 220 d con una ligera reducción de cilindrada (1.951 cc) y un peso menor. Sin embargo, eleva su potencia hasta los 194 CV y 400 Nm. Su eficiencia mejora y ofrece un consumo medio de 4,8 l/100km y unas emisiones de CO2 de 126 g/km.

Para mejorar sus cualidades dinámicas se puede escoger el tren de rodaje Dynamic Body Control, que es capaz de regular la amortiguación en función de la situación. A esto hay que sumar los modos de conducción del Dynamic Select, que permite elegir entre Comfort, Sport y Sport+ al gusto del usuario.

Mercedes Clase C Cabrio 2018. Equipamiento

El equipamiento del Mercedes Clase C Cabrio incorpora por primera vez algunos sistemas al nivel del Clase S. Puede conducir de forma semiautónoma gracias al asistente activo de distancia (Distronic), capaz de adaptar la velocidad en función a la navegación y que añade nuevas funciones como los asistentes de dirección, de cambio de carril o de parada de emergencia. También cuenta con un asistente de frenado activo para situaciones de emergencia.

Otra novedad en el modelo es el control de confort Energizing, que de forma opcional puede seleccionar las funciones de la climatización, iluminación o música en función del estado de ánimo del usuario. También en la lista de opcionales está la tecnología Near Field Communication (NFC), que permite convertir al propio smartphone en la llave del vehículo a través de un adhesivo digital.

Fuente: Mercedes
Galería de fotos:

Ver galeria (29 fotos)

Cronología