En todas ellas habrá modelos híbridos enchufables y, a partir de 2020, vehículos eléctricos, como el MINI 3 puertas. El Grupo BMW ha confirmado que su estrategia para los próximos años contempla a electrificación de sus distintas gamas de producto como una de sus principales línea de trabajo. El grupo automovilístico alemán acaba de anunciar que todas sus marcas y sus series de modelos van a ser electrificadas con trenes de transmisión y unidades de potencia completamente eléctricas o híbridas conectables que se ofrecerán adicionalmente a las actuales opciones de motores de combustión.

Durante los próximos años y con especial intensidad a partir de 2020, el Grupo alemán irá poniendo en el mercado las nuevas versiones electrificadas adicionales en sus distintas series de modelos, dado que la nueva arquitectura que la próxima generación de vehículos de BMW permitirá el desarrollo sobre estas bases de nuevos vehículos completamente eléctricos. Así, al igual que las Series 2 Active Tourer y la Serie 7 ya cuentan con variantes híbridas enchufables, el resto de las series también las incorporarán y gracias a la nueva arquitectura flexible que se está introduciendo en todas las plataformas del Grupo, todas sus series podrán ofrecer nuevas variantes completamente eléctricas.

Entre los modelos anunciados por el Grupo BMW figura como como gran novedad, el primer MINI completamente eléctrico. Una combinación tan lógica como largamente esperada en el mercado dada la vocación urbanita del modelo, especialmente desde que en 2008 mostrara el MINI E, un modelo con motor eléctrico que jamás llegó a entrar en producción. Pero ahora parece que sí que llegará al mercado, pues el Grupo BMW ha fijado el inicio de la producción del modelo eléctrico para 2019.

El MINI eléctrico será una versión realizada a partir de la variante de carrocería 3 puertas del modelo y se sumará a la amplia oferta actual de MINI, que ofrecerá en el futuro, además de las habituales opciones de motorizaciones gasolina y diésel,  una variante híbrida conectable y otra completamente eléctrica. Para esta última, las unidades de potencia saldrán de las plantas de BMW en Dingolfing y Landshut, en Bavaria (Alemania), donde BMW va a desarrollar su Centro de Movilidad Electrónica, para después ser integradas en el modelo en su planta de producción en Oxford (Inglaterra), donde está la factoría principal del MINI 3 puertas.

Según prevé el grupo BMW, en 2025 las matriculaciones de vehículos electrificados supondrán entre un 15 y un 25% del total del mercado, pero todo ello dependerá de como avancen los distintos mercados en el camino de la electrificación, pues la evolución en cada uno de ellos dependerá de factores como la regulación, los incentivos o la estructura de facturación de cada uno de ellos.

Esto va a obligar a los fabricantes a adaptar su red de producción para poder reaccionar rápidamente a la que se espera sea una creciente demanda de este tipo de modelos. Por esta razón los fabricantes están dotando a sus cadenas de producción de la máxima flexibilidad posibles, no solo desde el aspecto de vista cuantitativo, sino también desde el cualitativo. Así, para responder rápidamente a la demanda de sus clientes, el Grupo BMW está introduciendo en sus instalaciones de producción estructuras que permitan la fabricación de todo tipo de modelos (gasolina, diesel, hibridos enchufables, eléctricos,…) al mismo tiempo.

El Grupo BMW actualmente produce modelos electrificados en diez plantas en todo el mundo; Desde 2013, todos los componentes más significativos de la transmisión eléctrica para estos vehículos se producen en Dingolfing y Landshut. Dingolfing además construye las versiones híbridas enchufables del BMW Serie 5 y del BMW Serie 7 y, a partir de 2021, también producirá el BMW i NEXT, un vehículo completamente eléctrico. Hasta la fecha y sólo en su factoría de Dingolfing, el fabricante alemán lleva invertidos más de 100 millones de euros en el desarrollo de la electromovilidad.

El nuevo MINI totalmente eléctrico es sólo uno de una amplia serie de modelos electrificados que progresivamente serán lanzados por las marcas BMW y MINI en los próximos años. En 2018, llegará al mercado el nuevo integrante de la familia BMW i, el i8 Roadster y BMW ya ha anunciado para 2020 el lanzamiento de la versión full electric de su X3. Para el iNEXT de BMW habrá que esperar a 2021.

Actualmente el Grupo BMW ofrece nueve modelo electrificados: desde el totalmente eléctrico BMW i3 hasta el más reciente MINI Cooper S E Countryman ALL4, una versión híbrida enchufable del MINI Countryman que produce VDL Nedcar en los Países Bajos. Las previsiones iniciales del Grupo BMW para 2017 contemplaban la venta de 100.000 vehículos electrificados en 2017, cifra que ahora se calcula se situará en torno a los 200.000 vehículos electrificados en las carreteras a finales de año.

Fuente – BMW

Vía – Newspress

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta